Foto: Mario Zapata
Foto: Mario Zapata

¿Cómo así se animó a vender cupcakes?Hice el producto para el baby shower de mi hermana, y la familia y los amigos me preguntaban si los vendía porque me querían hacer pedidos, así que para el Día de la Madre de 2010 inicié el negocio con una producción de 35 cajas, con seis cupcakes cada una.

¿Actualmente cuenta con una tienda?No veo la necesidad de abrir una por ahora. A mí lo que me ayuda es tener presencia en el Facebook, a través del cual las personas me hacen los pedidos y, también, pueden ver el catálogo de productos.

¿Quiénes son sus principales clientes?Las madres compran bastante para las fiestas infantiles. Para ellas ofrezco sabores de naranja y chocolate. Para fiestas especiales, como Día de la Madre, primera comunión, Navidad, Día de los Enamorados, además de esos sabores, también tengo de óreo, pie de limón, suspiro a la limeña, snickers o de algún sabor que se me ocurra en ese momento.