CONMOCIÓN. Policía descubrió el cuerpo tras alerta de los vecinos. (Samuel Vilca/USI)
CONMOCIÓN. Policía descubrió el cuerpo tras alerta de los vecinos. (Samuel Vilca/USI)

Macabro hallazgo. La Policía de Juliaca descubrió ayer a un menor de 16 años que durmió por 20 días con el cadáver de su madre, a quien asesinó de un golpe en la cabeza. El hecho se produjo en la urbanización Villa San Jacinto y fue develado tras la denuncia de los vecinos, que comenzaron a sentir un olor fétido.

Según la confesión del propio menor, de iniciales S.J.V.T., la muerte de Ninfa Taca Paco, de 48 años, ocurrió de manera inesperada y en medio de una pelea, luego de que la mujer se negara a darle dinero para ir a una cabina de Internet. El adolescente golpeó a su madre con una piedra y, minutos después, se dio cuenta de que esta había fallecido.

El menor vivió y durmió junto al cadáver de su madre hasta que, la mañana de ayer, fue descubierto por la Policía en su casa, en el jirón Daniel Alcides Carrión 1748.

TENGA EN CUENTA

- El menor se encuentra detenido en la Sección de Investigación Criminal de la Policía de Juliaca y será interrogado por los fiscales penal y de familia, quienes investigan el caso.