FALTA CONTROL. Los comerciantes ofrecen hasta comida al paso. (Sofía Pichigua)
FALTA CONTROL. Los comerciantes ofrecen hasta comida al paso. (Sofía Pichigua)

Bolsas, accesorios femeninos, útiles escolares y hasta alimentos son vendidos por ambulantes en los alrededores del Mercado Central, en presencia de personal del serenazgo de la Municipalidad de Lima.

En un recorrido Perú21 comprobó que la fiscalización es casi nula en plena temporada escolar. Una veintena de serenos transitaba por las calles sin tomar medida alguna.

Incluso, algunos agentes compraron 'marcianos' (helados) a los comerciantes. Pero eso no es todo. Dueños de los locales de los jirones Cusco, Andahuaylas, Ayacucho y Mesa Redonda colocaron en las veredas cajas de útiles escolares y globos para carnavales.

ADMITE DESCUIDOAl respecto, la regidora Marisa Glave dijo que por falta de presupuesto no pueden tener más inspectores, tal como ocurrió en Navidad. Sin embargo, aseguró que continuará la fiscalización en zonas críticas.

SABÍA QUE

- Gerencia de Fiscalización se comprometió a contratar más serenos.

- Los estibadores circulan por las calles y generan congestión peatonal.

- El cambio de turno de los serenos es aprovechado por los vendedores para entrar.