Fuente: INEI.
Fuente: INEI.

NUEVO CÁLCULO. Reducción del número de pobres en el Perú fue más acelerada de lo pensado. Índice de pobreza cayó 27.7 puntos porcentuales entre los años 2004 y 2010, según medición actualizada por el INEI.

Las nuevas cifras de pobreza presentadas ayer por el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) reafirman una tendencia a la baja de ese índice, pero revelan que, gracias al crecimiento económico y a la estabilidad del país, esta caída ha sido más significativa de lo que se creía en los últimos años.

Así, 5.7 millones de peruanos salieron de la pobreza entre los años 2006 y 2010, pues la tasa bajó de 58.5% a 30.8% en ese lapso, es decir, casi 30 puntos porcentuales.

Solo entre 2009 y 2010, unos 800 mil compatriotas dejaron esa condición.

La antigua medición, que se basaba en cifras del censo de 1993, mostraba una disminución de solo 17.3 puntos porcentuales en ese periodo.

Renos Vakis, representante del Banco Mundial e integrante de la comisión consultiva que elaboró el informe presentado por el INEI, afirmó que los resultados "nos dicen que los altos niveles de crecimiento de los últimos años y la estabilidad macroeconómica han sido condiciones necesarias para esta reducción".

ENFOQUE RURALSi bien la nueva medición confirma una disminución de los niveles de pobreza total, la tasa en el ámbito rural es mayor a la que se tenía pues llega al 61% de los habitantes de esas zonas del país, manifestó el jefe del INEI, Alejandro Vílchez.

Sin embargo, el número de población pobre rural se redujo en 23 puntos porcentuales entre 2004 y 2010, ocho puntos más de lo que se tenía en el anterior conteo.

"La población rural también ha aprovechado las oportunidades del crecimiento. Hay más electrificación, más acceso a telefonía celular. Además, el programa Juntos ha estado bien focalizado", consideró Vakis, del Banco Mundial.

Indicó, no obstante, que el nuevo resultado es una señal del énfasis que debe darle el Gobierno a la política social en esta parte del país.

NUEVOS HÁBITOSA la presentación de las nuevas cifras, que abarcan los últimos años del gobierno de Alejandro Toledo y casi todo el mandato de Alan García, no asistió ningún representante de la actual gestión.

En el Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis) comentaron que aún estaban "interpretando" las cifras de pobreza, por lo que –por ahora– la ministra Carolina Trivelli no iba a pronunciarse al respecto.

En tanto, el INEI manifestó que el cálculo actualizado incorpora los cambios en los hábitos de consumo de la población. "En la nueva canasta básica de alimentos encontramos arroz, pollo, leche fresca y evaporada, azúcar, papa blanca y aceite vegetal, como los productos con mayor frecuencia de consumo", explica el reporte de esta institución.

Asimismo, los peruanos consumen menos menudencias de res (mondongo e hígado) pues las han reemplazado con menudencias de pollo. También se compra menos mantequilla y más margarina.

La entidad sostuvo que la canasta básica per cápita es de S/.264 mensuales, con la cual se establece la línea de pobreza. Si una persona gasta menos de ese monto al mes, se le considera pobre.

MEJOR DESEMPEÑOEn tanto, Vakis –del Banco Mundial– afirmó que el Perú es una de las 20 mejores experiencias de reducción de pobreza en el mundo.

"En los últimos 20 o 30 años, vemos que el Perú registra uno de los mejores episodios de caída de ese índice en un ranking de más de 160 países evaluados. Este desempeños nos dice que vamos por buen camino", apuntó.

Recomendó mantener las cifras de crecimiento y la estabilidad macroeconómica, mejorar la focalización de los programas sociales y vincular a los beneficiarios con el mercado laboral.