La vacuna pasiva contra el SARS-COV-2 que se está desarrollando en Berlín, no será el remedio universal para controlar la pandemia, sin embargo, tiene como objetivo minimizar los síntomas en personas contagiadas, y contribuir con la explicación de cuadros clínicos.

  • Redacción PERÚ21
  • Domingo 27 de septiembre del 2020, 01:54
  • Duración: 01:52