Apuesta siempre por la sutileza. (USI)
Apuesta siempre por la sutileza. (USI)

1. Para conocer el tono de base apropiado, haga una prueba con el producto en la zona de la mandíbula pues ahí se presenta menos decoloración en el rostro. Si se camufla perfectamente, significa que es el tono de base que debe usarse.

2. Para lucir un rostro más delgado, hay que difuminar una base dos tonos más oscura que el color de la piel desde los pómulos hasta la sien y, también, desde la línea de la mandíbula hacia abajo.

3. Para disimular las ojeras, aplique una base de tono amarillo para neutralizar la coloración oscura. Luego, coloque una base un tono más claro que la piel.

4. Un error frecuente consiste en delinear de manera exagerada el contorno de labios. Lo ideal es que el delineado se mezcle con el tono del labial para que no se vean unos labios sobrecargados. Apueste por la sutileza.

5. Escoger un ambiente con buena luz cálida es clave para una aplicación más precisa de los productos, ya que es posible identificar mejor las sombras y los tonos del rostro.

6. Antes de depilar las cejas, pase un algodón remojado en agua caliente para dilatar los poros. Asimismo, cuando arranque el vello, hágalo en dirección de su crecimiento. Al terminar, coloque hielo para disminuir la inflamación y evitar el enrojecimiento.

7. Siempre se debe lavar el rostro y colocar crema humectante antes de cualquier maquillaje. Esto ayudará a prolongar el tiempo de los productos y a cuidar el rostro.