Lo básico: ve su fecha de vencimiento y no los prestes para evitar problemas de salud. (Internet)
Lo básico: ve su fecha de vencimiento y no los prestes para evitar problemas de salud. (Internet)

1. LOS PRODUCTOS CADUCAN¿Compró un lápiz labial en 1999 y lo sigue usando? ¡Bótelo! Todos los productos cosméticos tienen una duración determinada. No es necesario que el deterioro de los productos se haga evidente, así que, a la hora de adquirirlos, averigüe el tiempo de vida de los mismos. Otro consejo: lea la etiqueta y las instrucciones de uso. Aunque no lo crea, le aseguramos que hay muy valiosa información. Dude de aquellos productos que no incluyan esos datos.

2. NO COMPARTALos gérmenes usan los productos cosméticos como si fueran el Metropolitano. Con suma facilidad, van de mejilla en mejilla, de labio en labio, de ojo en ojo, sin que usted pueda darse cuenta. Por tal motivo, evite prestarlos. No importa si se trata de la mejor amiga, la hermana o la cuñada: este tipo de productos es de estricto uso personal. Diga "no" con educación y amabilidad. Ellas entenderán.

3. GUÁRDELOS BIEN¿Dónde guarda sus cosméticos? ¿Están bien cerrados? ¿Lejos de la humedad y del calor excesivo? Si no es así, revíselos, compruebe que están en buen estado y colóquelos en un lugar limpio y fresco.

4. APRENDA A DESECHAREs común que algunos productos se sequen. Pasa con las máscaras de pestañas, por ejemplo. Por un lado, eso significa que no los ha guardado bien y, probablemente, ya no sirvan. Lo segundo: no intente arreglarlos, por más que le duela haber pagado tanto por ellos. Eso de humedecerlos con agua o saliva no está nada bien. Compre otros.