(USI)
(USI)

Toda empresa necesita un contador. Así de simple. Este profesional es el encargado de gestionar la información financiera y comercial de una organización. El contador sabe cuánto dinero entra a la empresa, cuánto dinero sale, cuánto se debería gastar, cuánto se debe pagar en tributos, cuándo están en problemas, en fin. En otras palabras, el contador lleva las cuentas. Por ello resulta un personaje vital. De hecho, no se limita solo a mantener un registro casi mecánico de cifras azules y rojas, pues se dedica también a realizar análisis que van más allá de los fríos números. Su conocimiento lo pone en una posición tan privilegiada como crítica: en teoría, está capacitado para elaborar una interpretación que permita, digamos, que la empresa sea más rentable, óptima y competitiva en el mercado.

PERFIL Y CAMPO LABORALEl futuro estudiante de Contabilidad requiere ciertas habilidades. En primer lugar, es básico tener un excelente dominio de las matemáticas. Asimismo, debe contar una aguda capacidad de análisis, ser muy ordenado, saber trabajar bajo presión y, sobre todo, tener valores morales muy sólidos. En cuanto al campo laboral, no es exagerado mencionar que el contador puede trabajar en cualquier empresa. También puede desempeñarse como auditor tanto interno como externo, asesor financiero, perito contable, o incluso puede montar su propio estudio para brindar diversos servicios contables.