Si bien caminar es sencillo, es necesario prepararse. (USI)
Si bien caminar es sencillo, es necesario prepararse. (USI)

Moverse está de moda. Hasta las empresas que fabrican productos ricos en azúcar y sodio piden que uno haga ejercicio. Lo cierto es que, en efecto, moverse es una de las tantas claves para prevenir enfermedades.

Un estudio publicado en Cancer Epidemiology, Biomarkers & Prevention concluye que una actividad tan sencilla como caminar puede tener efectos positivos en la salud. Los experimentos se realizaron con más de 70 mil mujeres que ya habían pasado la menopausia.

Según el portal Healthland de Time, una conclusión del estudio fue esta: aquellas mujeres caminaban más de siete horas semanales, tenían hasta 14% menos riesgo de desarrollar .

OTROS EFECTOSEste hallazgo se suma a lo que ya se conoce de alguna manera.

Veamos. De acuerdo a un informe de la Clínica Mayo (Estados Unidos), caminar regularmente ayuda a controlar el peso, fortalecer los huesos, regular la presión arterial y mejorar el estado de ánimo.

Sí, solo caminando. Lo cierto es que no hay que ser un atleta para estar en forma. Empiece con media hora diaria. Notará las consecuencias.

CALENTAMIENTOSi bien caminar es una actividad sencilla, es necesario prepararse. Una calzado apropiado, caienta 10 minutos y estírate al finalizar la caminata. No olvides hidratarte.