Lyndsey Grant Raby y su novio sabían que su boda debía ser inolvidable y para eso contaron con 4 magníficas mujeres. (Foto:   Natalie Caho Photography)
Lyndsey Grant Raby y su novio sabían que su boda debía ser inolvidable y para eso contaron con 4 magníficas mujeres. (Foto: Natalie Caho Photography)

Elegir a las damas de honor y las ‘niñas de las flores’ en una boda suele ser siempre una decisión complicada, pues hay que buscar entre las personas más cercanas para saber quiénes tendrán el privilegio; sin embargo, una novia en Estados Unidos decidió hacer de este tradicional acontecimiento el más especial de todos y convocó a las cuatro mujeres más importantes en la vida de la pareja: sus abuelas y bisabuela. Esta es la historia de Lyndsey Grant Raby y cómo su camino al altar fue el mejor del mundo.

Para los matrimonios, casi siempre suelen ser los niños los que se encargan de acompañar la entrada a la iglesia de la futura esposa, pero lo que captó la fotógrafa Natalie Caho fue simplemente mágico y fuera de lo común. Mediante su cuenta de , la profesional dejó al mundo al borde de las lágrimas con su publicación.

Ella estuvo a cargo de registrar todos los momentos especiales de la boda de Lyndsey Grant Raby en Ocoee Crest en Benton, Tennessee, el pasado 22 de septiembre.

La bisabuela de 90 años de la novia derrochó ternura en su camino al altar. (Foto: Natalie Caho Photography)
La bisabuela de 90 años de la novia derrochó ternura en su camino al altar. (Foto: Natalie Caho Photography)

Para el día en que se uniría con el amor de su vida, la joven invitó a las mujeres que más adoran para que lleven las flores. Es así que la bisabuela de 90 años de la novia, Kathleen Brown; la abuela de 70 años del novio, Joyce Raby; la abuela de 76 años de la novia, Wanda Grant; y la abuela de 72 años de la novia, Betty Brown se robaron todos los aplausos y miradas.

"He visto muchas chicas de las flores lindas en mi día, pero estas cuatro chicas se llevaron las palmas”, escribió la fotógrafa en su cuenta de Facebook al compartir las imágenes de la boda. Tras el éxito de su difusión, diversos medios en Estados Unidos se interesaron en la historia y es así como fue entrevistada.

"La mayoría de las chicas tienen la suerte de tener una abuela presente y el hecho de que (Lyndsey) tuviera cuatro fue algo que quería saborear", contó Natalie Caho a HuffPost.

Pero, ¿cómo nació tan mágica idea? Lyndsey Grant Raby reveló a “Good Morning America” que decidió elegir a las abuelas gracias a una idea que vio en Pinterest.

"Pensé que era una manera tan dulce de involucrarlas (…) Significan el mundo para nosotros y estamos muy agradecidos de tenerlas aquí porque mucha gente ni siquiera tiene una", reveló.

Todas portaron una pequeña cesta llena de pétalos de flores. (Foto: Natalie Caho Photography)
Todas portaron una pequeña cesta llena de pétalos de flores. (Foto: Natalie Caho Photography)

Para estar a la altura de la misión que les habían encomendado, las damas de honor se mandaron a hacer vestidos con el mismo color y diseño y no solo demostraron ser muy tiernas, sino que disfrutaron al máximo la fiesta de principio a fin. Es más, la novia contó que cuando les propuso la idea de abrir su camino al altar, ellas estaban "extasiadas".

La pareja también tuvo las tradicionales damas de honor, pero las 'niñas de las flores' fueron las más aplaudidas. (Foto:  Natalie Caho Photography)
La pareja también tuvo las tradicionales damas de honor, pero las 'niñas de las flores' fueron las más aplaudidas. (Foto: Natalie Caho Photography)

La hermosa historia difundida en Facebook demostró que las abuelas estaban más emocionadas que las propias damas de honor, hecho que convirtió la boda de los Rabys en el día más hermoso de sus vidas.