El congresista nacionalista Sergio Tejada consideró una venganza política contra el el acuerdo de la Comisión López Meneses, que preside el fujimorista Juan José Díaz Dios, para y el irregular resguardo policial a su vivienda.

De hecho, ya Gana Perú y evitar así que Humala responda sobre este caso ante el grupo investigador multipartidario.

"El fujimorismo ha buscado una crisis en el Gobierno. Tienen un odio particular contra el presidente por levantarse contra , negarle el indulto, negarle la pensión y porque le ganó en segunda vuelta (de 2011 a Keiko Fujimori)", sostuvo Tejada en diálogo con Canal N.

El grupo de trabajo presidido por Díaz Dios debe definir aún la fecha en que se recogerá el testimonio del mandatario en Palacio de Gobierno.

Tejada alegó que Humala ya dijo lo que sabía sobre el irregular resguardo en la casa del sindicado como operador de Vladimiro Montesinos. "El presidente no tiene ninguna vinculación (con López Meneses) ni mayor conocimiento del que pueda tener la Policía", agregó.

"Ya se invitaron a Palacio, es evidente que Díaz Dios buscaba esto, lo anunció desde el primer día. Quizá están buscando prensa o una especie de vendetta política (…) Aquí lo que se busca es la interpelación al presidente", destacó el oficialista.

La comisión recibió el miércoles en una sesión reservada al exasesor presidencial Adrián Villafuerte y al viceministro de Defensa Iván Vega. Trascendió que ambos funcionarios declararon lo mismo que otros testigos: negar que hayan tenido conocimiento de estos hechos.

De otro lado, en los próximos días se elaborará un documento con conclusiones preliminares donde se señalará quiénes son los investigados y quiénes los testigos. El plazo para la entrega del informe final vence el 23 de agosto, en la próxima legislatura.