(USI)
(USI)

El pleno del aprobó esta madrugada el proyecto de ley de que busca normar las relaciones laborales entre el Estado y los docentes de la educación pública en el país.

En primera votación, la Ley de Reforma Magisterial tuvo el voto a favor de 51 legisladores, 13 en contra y 14 abstenciones. La aprobación se dio minutos después de la 1:00 a.m.

Luego, la sesión del pleno encabezada por el presidente del Legislativo, , votó por la dispensa de la segunda votación con 39 votos a favor, 27 en contra y 12 abstenciones.

Cabe indicar que el proyecto de reforma de la Ley Magisterial, elaborado por la Comisión de Educación, fue sustentado por el presidente de este grupo legislativo, .

Según dijo Mora, la propuesta busca establecer las relaciones entre el Estado y los profesores de educación básico y técnico productiva bajo principio de legalidad, probidad y ética pública.

El objetivo es garantizar la calidad de la institución educativa, la idoneidad de los profesores y autoridades educativas, así como el buen desempeño para dar al alumno una educación de calidad.

La propuesta busca beneficiar a 195,759 docentes y establece ocho escalas magisteriales a las que podrán acceder los profesores a lo largo de sus 30 años de servicios.

Asimismo, indica que el ingreso a la carrera magisterial será por concurso público y se formaliza con resolución de nombramiento en la primera escala magisterial.

Según la propuesta, los profesores serán evaluados para comprobar el grado de desarrollo de competencias y desempeño profesional del profesor del aula.

SANCIONESEn cuanto a las sanciones, estas van desde la amonestación hasta la destitución del servicio, la cual se producirá por no presentarse a la evaluación de desempeño sin causa justificada, así como por haber sido condenado por delito doloso, contra la libertad sexual, apología o delito de terrorismo; por incurrir en actos de violencia, hostigamiento sexual, ebriedad o por inducir al alumnado a participar en marchas políticas.

El legislador Mora destacó que la propuesta fue elaborada tomando como base las iniciativas remitidas por el Ejecutivo, las bancadas del Parlamento, los gremios educativos y con la asesoría de especialistas en el tema.

Por su parte, el congresista sustentó un dictamen en minoría y criticó la propuesta de la Comisión de Educación, al considerar que esta afectaría los derechos laborales y remunerativos de los docentes. La discusión de esta propuesta empezó en el Parlamento al promediar las 17.00 horas.