(USI)
(USI)

El expresidente de la Conferencia Episcopal Peruana, monseñor , demandó hoy que el Estado declare al Movimiento por la Amnistía y Derechos Fundamentales () como una agrupación ilegal y evitar así su prédica violentista y de terror.

"El Movadef actúa hoy buscando un espacio político y lo ideal es luchar frontalmente contra el terrorismo, teniendo en cuenta la historia, y declarar ilegal al Movadef para que no exista más", expresó.

Basado en su experiencia como obispo de Chimbote, recordó que en 1985 recorrió colegios, sindicatos y asociaciones de base para evitar la infiltración de Sendero Luminoso en el puerto ancashino, e impedir que capten a los jóvenes con su ideología terrorista.

"Abimael Guzmán llevó años metiendo la ideología senderista en diversos lugares. Este es el momento para impedir que el Movadef haga lo mismo con su propaganda violentista (…) Hay que levantar una muralla para evitar que capten a los niños y jóvenes", indicó.

Asimismo, lamentó que algunas bancadas opositoras promuevan una interpelación al canciller , pese a que el ahora exembajador de Perú en Argentina, , ya renunció al cargo por haberse reunido con integrantes del Movadef en Buenos Aires.

"Parece que son aliados del Movadef, esa es la impresión que dan", comentó en TVPerú.

HAY HERRAMIENTAS PARA ENFRENTARLOSPor su parte, el exministro de Defensa sostuvo que la democracia cuenta con herramientas suficientes para declarar la ilegalidad de un grupo como el Movadef, cuyos integrantes son confesos seguidores del genocida , cabecilla de Sendero Luminoso.

Por ejemplo, mencionó que en 2003 el Tribunal Supremo español, a través de sus 14 magistrados, declaró ilegal el accionar del partido Batasuna, brazo político legal de la organización terrorista ETA.

"Esto se logró a través de una denuncia de la fiscalía española, que dijo que la ideología de esta organización era incompatible con el contenido esencial de los derechos humanos y el estado constitucional de derecho (…) Es decir, la democracia tiene formas y herramientas legítimas para atacar este problema.", indicó.

Destacó, en ese sentido, que es importante aprobar la llamada , para sancionar a todos aquellos que de manera intencional desconocen las atrocidades del terrorismo, y también la norma que castiga el adoctrinamiento de aquellas personas que son llevadas a la fuerza por grupos subversivos.