(Foto: Trome)
(Foto: Trome)

El procurador pidió al Congreso insistir con el debate del proyecto que establece la imprescriptibilidad de los delitos de corrupción, iniciativa a la que calificó como un "arma poderosa" en la lucha contra este flagelo.

El funcionario indicó que una gran dificultad que tienen para enfrentar este tipo de conductas es el paso del tiempo y el olvido de la ciudadanía frente a actos de corrupción del pasado.

"Me parece lamentable que no haya sido aprobado en el pleno, entiendo que regresó a comisión, espero que se insista en su debate y que no se archive", manifestó.

Arbizu comentó, asimismo, que la Procuraduría Anticorrupción lleva adelante 19 mil investigaciones y procesos judiciales a nivel nacional, la mayor parte de ellos vinculados a delitos de peculado y colusión en el sector público.

La prevalencia de esos delitos en el aparato estatal, dijo, evidencia que tenemos serios problemas en la administración de recursos públicos y en el manejo de dinero para las compras estatales y contratación de servicios.

Los niveles de gobierno con mayores casos son las regiones y los municipios debido a la descentralización y transferencia de funciones, subrayó.