(Facebook/Olade)
(Facebook/Olade)

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Paraguay expresó su malestar contra Perú y los países integrantes de Unasur y Mercorsur porque se pretendió desalojar a sus representantes de una reunión de ministros de Energía en Lima.

"Paraguay deplora que, en seguimiento de una política de persecución sistemática que llevan adelante los países del Mercosur y algunos países de Unasur contra Paraguay, s*e haya debido suspender la XLIII Reunión de Ministros de la (Olade)"*, señaló un escrito divulgado en Asunción.

"La pretensión de excluir al Paraguay de dicha reunión no está fundada en norma jurídica alguna, sino en el capricho de algunos países que pretenden erigirse en árbitros o jueces de lo que sucede en el Paraguay", subrayó la Cancillería.

Observó que "llama la atención la actitud que ha tomado el Perú en su carácter de país anfitrión, al solicitar a la delegación del Paraguay su retiro de la reunión, a lo que no se accedió".

Dijo que llamaba más la atención la actitud de las autoridades peruanas que, paralelamente, realizaban gestiones para que Unasur sea invitado a presenciar las elecciones presidenciales paraguayas programadas para el 21 de abril de 2013.

Paraguay fue suspendido de los bloques Mercosur y Unasur como represalia por la destitución del expresidente el 22 de junio pasado.

Argentina, Brasil, Uruguay, Bolivia, Perú, Ecuador y Venezuela retiraron sus embajadores de Asunción y no reconocen al gobierno de Federico Franco. Chile y Colombia ordenaron el retorno de sus representantes diplomáticos.