Tras la noticia de la , a los 77 años de edad, a causa de un cáncer al pulmón, el Nobel de Literatura lamentó el fallecimiento de su íntimo amigo.

"Acabo de enterarme y estoy muy apenado. Javier y yo éramos amigos de toda la vida, lo conocí al regresar al Perú (de Bolivia) en 1945, fuimos compañeros en el Salesiano en quinto de primaria. Era una amistad constante, íntima, en la que compartimos mil aventuras. Estoy realmente desolado, no sabía que estaba muy enfermo", dijo a RPP.

Silva Ruete fue ministro de Economía en tres gobiernos: entre 1978 y 1980 en la gestión de Franciso Morales Bermúdez; del 2000 al 2001 en el gobierno de transición de Valentín Paniagua; y del 2002 al 2003 con Alejandro Toledo.

El expresidente Morales Bermúdez calificó a Silva Ruete como un gran ministro durante su gestión, quien trabajó en momentos clave para el país.

"Es una lamentable noticia porque, amén de la gran amistad que teníamos, siempre lo consideré como un gran ministro. Trabajó en momentos difíciles del país, en la transición a la democracia", dijo.

Al igual que Morales Bermúdez, el exmandatario consideró que el "Perú ha perdido a un gran personaje", y sostuvo que las obras realizadas por el economista serán recordadas a lo largo de la historia.

Por su parte, el monseñor también expresó su pesar por la pérdida de quien consideró un "un hombre bueno, incondicional e incorruptible".

"Ha sido un hombre público y, sin embargo, nunca se le ha acusado nada de corrupción. Espero que ya esté gozando de Dios. Me siento muy identificado con él y le envío mis condolencias a la familia", señaló.