, integrante de la Comisión Permanente, hoy es investigada por el caso Los Intocables Ediles y enfrenta graves acusaciones por supuestamente recibir dinero a cambio de gestionar presupuestos para obras en La Victoria y reuniones con ministros a pedido de su hermano. Ha sido congresista por 13 años, en 3 periodos consecutivos.

Perfil electoral

En el 2006, León postuló con el número 9 por Lima y obtuvo el 9% de los votos del partido aprista. En el 2011, postuló con el número 20 y obtuvo el 27% de todos los votos de su partido.

En el 2016, se muestra una evidente disminución de su popularidad ya que solo obtuvo el 11% de los votos totales del partido. Se debe tomar en cuenta que aquel año, el Apra postuló en alianza con el PPC; por tanto, el total de votantes por la alianza no son necesariamente simpatizantes del partido de la estrella.

En el 2011 el Apra sufrió una caída tremenda en las votaciones, pero León logró casi duplicar su popularidad. Es en el 2016 cuando el destino de la congresista toma la misma ruta que la de su partido y su popularidad se empieza a ver mermada.

Trabajo parlamentario

En el periodo legislativo 2016-2019, a la par que León iba fortaleciendo sus vínculos con la red criminal de La Victoria –La Fiscalía le imputa ser el brazo legal de la mafia– a nivel parlamentario mostraba una imagen de dinamismo. Así, realizó 38 pedidos de información, en especial en temas como Interior y Educación. A cada uno de estos sectores les hizo cinco requerimientos. A la SBS y a la Contraloría, tres por institución.

En sus casi tres periodos en el Congreso, tiene 198 leyes publicadas en el Peruano, en las que ella tiene calidad de autora.

Solo en el último periodo parlamentario, fue partícipe de una serie de leyes con distintas temáticas abarcando intereses en las áreas de industrias culturales (ley del libro), el transporte alternativo (ley de fomento y uso de la bicicleta), asuntos electorales (ley de creación del distrito electoral de peruanos residentes en el extranjero), lucha contra el terrorismo (ley que precisa e incrementa las penas para el delito de apología del terrorismo), protección contra violencia de distinto tipo (ley que crea el registro de personas condenadas por violencia física, psicológica y sexual de acceso libre y gratuito), entre otros.

Su producción incluye, además, una propuesta de ley para ”combatir la corrupción en el financiamiento de la propaganda radial y televisiva de señal abierta en campañas de elecciones generales nacionales”. Aunque otra iniciativa suya parecía ir más bien en contra de la lucha contra la corrupción, pues planteaba modificar el uso de la prisión preventiva.

Una ley de su autoría que llama la atención es la que otorga el grado inmediato superior al personal de la PNP, en situación de actividad, egresados del centro de formación profesional de la sanidad policial. Ironías de la vida, pues fortalece a la Policía que ahora debe enfrentar a mafias como las que ella integraría, según el Ministerio Público.

Pronto, seguramente, y como en la tonada de los Fabulosos Cadillac parafraseada en el titular, la Policía la rodeará, sin tregua.