Aumentan las voces que piden la renuncia de Urresti. En Palacio solo hay silencio. (Fidel Carrillo)
Aumentan las voces que piden la renuncia de Urresti. En Palacio solo hay silencio. (Fidel Carrillo)

Los constantes operativos policiales y diversas apariciones en distintos medios poco le han servido al ministro del Interior, , para acallar las voces que exigen su renuncia tras conocerse el proceso judicial que afronta , en noviembre de 1988.

El Instituto de Prensa y Sociedad () emitió un comunicado sobre la situación del ministro, quien ha dicho que no renunciará y que se debe "pasar la página".

"El IPYS considera que la condición judicial del ministro del Interior, Daniel Urresti, como presunto autor del asesinato del periodista Hugo Bustíos, cometido por fuerzas militares en 1988, es incompatible con el cargo que ostenta y un factor que puede afectar las investigaciones", dice el comunicado firmado por los periodistas Augusto Álvarez Rodrich, Mabel Cáceres, Luis Jaime Cisneros y Pedro Tenorio.

En esa línea, los firmantes sostienen que el hecho de que Urresti afronte el proceso judicial desde su cargo ministerial es "groseramente ofensivo a los valores de un Estado democrático". Ante ello, solicitan al presidente Ollanta Humala apartar a Daniel Urresti de sus funciones políticas.

A su turno, la Coordinadora Nacional de Derechos Humanos (CNDDHH) señaló que la permanencia de Urresti en el cargo "constituye un grave riesgo para la seguridad de los familiares y testigos" en el proceso que se le sigue. En un comunicado, consideró que el mandatario está generando una crisis con su decisión de mantener a Urresti como ministro, y más aún al defenderlo arguyendo su inocencia.

PALABRAS DE PREMIEREn tanto, el expremier del actual gobierno Salomón Lerner Ghitis también cuestionó el nombramiento. "Yo no lo hubiese aceptado (a Urresti). Las personas que tienen un problema judicial deberían dejar de actuar políticamente y solo participar cuando deslinden de sus responsabilidades", dijo.

Cabe recordar que como principal involucrado en la muerte del periodista Hugo Bustíos en Ayacucho.

Según fuentes del Mininter, el abogado del ministro le ha recomendado no hablar más en los medios sobre el caso.