El país se encuentra polarizado con marchas en Lima y en provincias tras decisión de PPK. (USI)
El país se encuentra polarizado con marchas en Lima y en provincias tras decisión de PPK. (USI)

Fue afectado por el caso , que lo llevó al borde de la vacancia, y por el impacto de , el retraso de la reconstrucción y la adenda de .

ENERO


Pedro Pablo Kuczynski inicia el año con una aprobación de 45%, ocho puntos menos que en diciembre de 2016. En aquellos momentos, ya comenzaba a sentirse el impacto del fenómeno de El Niño costero, en especial en Huarochirí, Santa Eulalia y Chosica. Además, los peruanos pedían acciones concretas contra la delincuencia y corrupción (ya había salido a la luz el escándalo de Lava Jato y se registraban las primeras detenciones).

FEBRERO


Su popularidad baja cuatro puntos en un mes y se sitúa en 41%. La firma de la adenda para la construcción del aeropuerto de Chinchero, la falta de acciones contra la corrupción, el impacto en las tarifas eléctricas del Gasoducto del Sur y los sobrecostos de este proyecto a cargo de Odebrecht le pasaron factura.

MARZO


Las lluvias, huaicos y desbordes por El Niño costero azotaron con fuerza al país, en especial a Piura, Lambayeque y Lima, lo que obligó a suspender las clases escolares. En la capital hubo problemas de abastecimiento de agua. De otro lado, la entonces procuradora Katherine Ampuero ya denunciaba un presunto vínculo de PPK con Odebrechet. Todo esto influyó para que el respaldo al mandatario siguiera cayendo, esta vez seis puntos.

ABRIL

La popularidad de PPK registró una mejora de diez puntos. La ciudadanía reconocía así la reacción del gobierno para atender la emergencia por El Niño costero. Una delegación de ministros se desplazó a las zonas más golpeadas, por ejemplo, la región Piura.

MAYO

Chinchero volvió a marcar la agenda. El jefe de Estado tuvo que afrontar las críticas de la oposición ante el informe de la Contraloría que advertía que la adenda era perjudicial para el país. El choque escaló a tal punto que el ministro de Transportes, Martín Vizcarra, tuvo que renunciar. Asumió Bruno Giuffra.

JUNIO

El ministro de Economía, Alfredo Thorne, renunció luego de que el Congreso le negó la confianza tras la filtración de una conversación con el entonces contralor Edgar Alarcón. Se le acusó de haber condicionado recursos para la Contraloría a cambio de un informe a favor de Chinchero.

Sin respiro político. (Perú21)
Sin respiro político. (Perú21)

JULIO

Su popularidad sufrió una caída de siete puntos, arrastrada por Chinchero. El mandatario tuvo que lidiar con la salida de la titular del Consejo de Defensa Jurídica, Julia Príncipe, quien denunció injerencia del Ejecutivo en el caso Odebrecht. La convocatoria del mandatario al diálogo con Keiko Fujimori no tuvo los resultados esperados.

AGOSTO

Estudiantes de colegios públicos sin clases por más de dos meses, el fracaso de las conversaciones entre el Ministerio de Educación y la dirigencia que se oponía a las evaluaciones y caos en las calles del Centro de Lima por las manifestaciones de los docentes en huelga marcaron este mes. Mientras tanto, la popularidad de PPK, que también tuvo que enfrentar una huelga del sector salud, seguía bajando y pasó de 38% en julio a 34% en agosto.

SETIEMBRE

El jueves 14 se registró una de las peores crisis del gobierno: cayó el gabinete. El Congreso negó la cuestión de confianza presentada por el premier Fernando Zavala, quien había buscado así salvar de la censura a la ministra de Educación, Marilú Martens, cuestionada por su manejo de la huelga magisterial. La popularidad de PPK se desplomó 12 puntos.

OCTUBRE

Los cambios en el gabinete (Mercedes Aráoz asumió el premierato en lugar de Fernando Zavala y se renovaron los ministerios de Salud, Justicia, Vivienda y Educación) registrados en setiembre les dieron un respiro político al gobierno y a Kuczynski. La aprobación presidencial subió nueve puntos, luego de una fuerte caída.

NOVIEMBRE

No fue un buen mes para PPK. Su popularidad bajó cinco puntos. Tuvo que afrontar los costos políticos de la mala organización del censo, que terminó con la salida del jefe del INEI, Édgar Quispe, y con la demora en la reconstrucción de las zonas afectadas por El Niño costero (en octubre renunció el encargado del proceso Pablo de la Flor). Además, la Comisión de Constitución concluyó que tenía la obligación de comparecer ante Lava Jato.

DICIEMBRE

Los pedidos de vacancia y renuncia rondaron a PPK al hacerse públicas las asesorías de su empresa unipersonal para Odebrecht. Su destitución no prosperó gracias a la abstención de Kenji Fujimori y nueve de sus colegas de Fuerza Popular, así como de dos apristas. Este resultado marcó enfrentamientos abiertos en el bloque naranja y en el Apra, y trazó expectativas sobre los cambios que el mandatario realizará en su gobierno.