Equipo especial Lava Jato de Brasil expresa "preocupación" por destitución de fiscales Vela y Domingo Pérez

A través de un comunicado, resaltaron lo logrado por el equipo de trabajo que era liderado por el fiscal Rafael Vela. "Destitución es un peligroso precedente latinoamericano", indican.

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

El Grupo Especial de Trabajo Lava Jato del Ministerio Público Federal de Paraná (Brasil) manifestó su "preocupación" por la destitución de los fiscales peruanos Rafael Vela y José Domingo Pérez , quienes tenían a su cargo la investigación de los actos de corrupción de la empresa brasileña en suelo peruano. 

"Este grupo de trabajo venía acompañando las labores de las autoridades peruanas en función de la estrecha cooperación internacional bajo su cargo", dice el comunicado emitido por la entidad este miércoles.

El martes, a solo cuatro horas del Año Nuevo, el fiscal de la Nación, Pedro Chávarry, informó de la decisión de reemplazar a los fiscales que conformaban el equipo especial que investigaba los sobornos de la empresa Odebrecht en Perú, Rafael Vela y José Domingo Pérez. 

La polémica decisión ha provocado críticas en diversos frentes, así como una movilización ciudadana que tendrá este jueves una marcha nacional.

El Equipo Especial Lava Jato de Brasil señaló también en su comunicado que a través de ellos, los fiscales peruanos consultaron y solicitaron numerosos documentos en beneficio de la investigación.

"Además, (este Equipo Especial) tiene conocimiento de que, desde que asumió la coordinación del Equipo Especial, Vela ha hecho con éxito interlocución con la empresa Odebrecht y con las autoridades brasileñas para viabilizar consultas y producción de pruebas a favor de las investigaciones peruanas", dice el comunicado.

"A partir de la cooperación establecida, se verificó que el equipo de promotores coordinado por Vela demostró diligencia y proactividad en las investigaciones relacionadas con los hechos criminales revelados por la empresa Odebrecht", agrega.

El Equipo Especial Lava Jato de Brasil señala que, más allá de los intereses particulares que pesaron en la decisión, la destitución de los fiscales peruanos pone en riesgo el trabajo ya desempeñado, por implicar su retraso, incluso en la cooperación establecida, así como la perspectiva de éxito futuro de la investigación.

"Además, la lucha contra la corrupción es cada vez más internacional. Hoy, investigar la corrupción en Brasil tiene implicaciones sobre otros países, así como las investigaciones en países vecinos interesan a la comunidad internacional. De ello deriva también una preocupación internacional en relación a las fragilidades en el enfrentamiento de ese problema", indica el comunicado, que termina afirmando que esta situación es un "peligroso precedente latinoamericano".

Ir a portada