Juntos en juicio. Urresti durante el primer juicio que afrontó. Sentado atrás aparece su as bajo la manga y testigo Jorge Calvera. (Poder Judicial)
Juntos en juicio. Urresti durante el primer juicio que afrontó. Sentado atrás aparece su as bajo la manga y testigo Jorge Calvera. (Poder Judicial)

El último domingo, al menos dos personas sabían quién era el misterioso sujeto que viajó hasta Huanta, Ayacucho, para ofrecer US$5 mil a Bernardino Jesús Gálvez Ruiz a cambio de que no comprometa más a Daniel Urresti en el asesinato del periodista , que sucedió en 1988. Una de ellas era el mismo congresista de Podemos y la otra era su abogada Vanessa Alfaro. Y así lo hizo saber esta última en la audiencia virtual de ayer.

El sujeto que aparecía en los videos difundidos por Cuarto Poder era Jorge Calvera Cáceres, un soldado del Ejército que sirvió en el cuartel de Castropampa cuando Urresti era capitán y jefe de Inteligencia.

Calvera, además, fue testigo de la defensa en el primer juicio contra Urresti, que culminó en 2018, y será testigo en el juicio que está en curso. En los videos se aprecia que iba acompañado por Serapio Cárdenas, otro de los testigos del ‘capitán Arturo’, como se conocía al hoy candidato presidencial de Podemos. Por eso Alfaro pudo identificarlos cuando vio sus rostros en la televisión.

Faltan médicos para atender pacientes COVID-19
Hay un déficit de 1,400 médicos intensivistas para luchar contra la nueva ola del COVID-19, además Minsa aprobó protocolos para la campaña electoral 2021. Esto y más en las últimas noticias.

“El domingo vi las imágenes difundidas por un medio de comunicación en las cuales aparecen dos testigos ofrecidos por esta defensa (...) donde han sido grabados junto a un testigo de la Fiscalía”, manifestó la abogada ante la Tercera Sala Penal Transitoria de la Corte Especializada de Justicia.

“Esto provoca en mí mucho desencuentro y molestia, urge ahora en mí un propósito diferente, porque hoy voy a cautelar mi nombre, mi rol como letrada; no seguiré en la defensa de Daniel Urresti Elera. Por tanto, renuncio a continuar en la defensa del presente juicio oral, mi reputación está por encima de todo”, concluyó Alfaro.

Para el abogado Luciano López, Alfaro tomó distancia del juicio para desmarcarse del proceso penal que abriría la Fiscalía por obstrucción a la justicia. “La Fiscalía ahora la puede incorporar como investigada o testigo en otro proceso”, dijo a Perú21.

López agregó que con esas evidencias también se podría iniciar otra investigación a Urresti aparte del juicio que afronta.

El abogado Enrique Ghersi, en tanto, indicó que la renuncia de la letrada “es completamente legal y legítima”.

Perdió a su mejor carta

La decisión de Vanessa Alfaro desencajó al parlamentario, que también estaba en la audiencia. La abogada lo había defendido en los últimos cinco años. Y había logrado su absolución del proceso penal antes de que la Corte Suprema anulara todo en 2018. Además, habían labrado una buena amistad que Alfaro hacía pública en Facebook.

“Solo alguien que se llama tu amigo, y cree en ti, sale a respaldarte, más cuando las papas queman, y si ese día estuve a tu lado, pues ahora con más razón”, publicó el 27 de agosto de 2019.

Ese día, siendo gerente de Fiscalización de la Municipalidad de Los Olivos, Urresti Elera fue herido durante una intervención. Ese mensaje iba acompañado de una foto en la que se ve a Alfaro abrazando al congresista después de librarse del primer juicio.

Urresti ya había sido informado de la renuncia por su abogada. Aún así, el ‘capitán Arturo’ reaccionó exaltado y visiblemente desesperado.

“No estoy conforme con esto, el hecho de perder a mi abogada va a ser muy difícil para mí; esta es una campaña en mi contra y han logrado que esté en indefensión”, exclamaba airadamente mientras la jueza María Luisa Apaza intentaba calmarlo.

El congresista dijo que Jorge Calvera saldría a aclarar los hechos en torno a los videos y audios. Pero esos detalles no le importan a la sala, que únicamente debe pronunciarse sobre el crimen de Bustíos.

Calvera, no obstante, es un testigo importante para Daniel Urresti. En su declaración para el primer juicio contó que el ‘capitán Arturo’ no salió del cuartel de Castropampa el 24 de noviembre de 1988, día en el que fue asesinado Hugo Bustíos.

El cabo Calvera relató que cerca del mediodía de esa fecha, Margarita Patiño, viuda de Bustíos, llegó llorando a la base antisubversiva pidiendo ayuda. Según el exmilitar, los terroristas habían asesinado al periodista. La misma defensa de Urresti.

El acusado tiene ocho días para encontrar un nuevo abogado. El legislador reclamaba a la jueza Apaza diciendo que en ese tiempo no podría conseguir un reemplazo “por estar en pandemia”. Pero la norma ordena que las audiencias deben convocarse entre máximo ocho días. La diligencia, dispuso la sala, continuará el viernes 12 de febrero.

---

Abogada Dania Coz aclaró que denuncia ahora cobra importancia porque hay pruebas

Torcer voluntades viene de primer juicio

Dania Coz, abogada de los deudos de Hugo Bustíos, contó a Perú21 que en el primer juicio contra Daniel Urresti también denunciaron la compra de testigos con la intención de socavar la tesis fiscal. Pero no hubo la misma acogida que hoy.

“Denunciamos la compra de testigos, hasta dimos cuenta de falsificación de documentos; un notario declaró que habían falsificado su firma y sello para avalar una declaración jurada, pero ni la Fiscalía actuó como lo hace ahora”, manifestó.

Coz explicó que el escenario es diferente en el segundo juicio porque el intento de compra de testimonios está sustentado con videos y audios. Además, quedó registrada la participación de Serapio Cárdenas y Jorge Calvera Cáceres, testigos presentados por Urresti, al acercarse al agricultor Jesús Gálvez, declarante de la Fiscalía, para que guarde silencio a cambio de US$5 mil.

“La diferencia hoy es que tenemos las pruebas con el caso de Jesús Gálvez; en octubre del año pasado también denunciamos que intentaron hacer lo mismo con Ysabel Rodríguez pero no había evidencias tan contundentes”, alegó.

La letrada adelantó que cuando le toque declarar a Jorge Calvera, este deberá responder no solo sobre la participación de Urresti en el asesinato, sino si estuvo detrás de la compra de testigos.

Tenga en cuenta

-El fiscal adjunto Luis Pinto comunicó en audiencia que el agricultor Bernardino Jesús Gálvez Ruiz será incluido en el programa de protección de testigos.

-El testimonio de Gálvez es crucial porque constata que un muro del cuartel de Castropampa fue construido en 1988. Esa información corrobora la declaración de la otra testigo Ysabel Rodríguez, quien recuerda el asesinato porque fue el año en el que se elevó la pared y Urresti estuvo presente.

-Rodríguez, además, ubica a Urresti en el lugar del crimen. En el primer juicio indicó que el ‘capitán Arturo’ estuvo presente cuando dispararon a Bustíos mientras este conducía su moto.