Prepotencia. El premier exige que se agende cuanto antes su cuestión de confianza en el Pleno.
Prepotencia. El premier exige que se agende cuanto antes su cuestión de confianza en el Pleno.

Un nuevo capítulo de confrontación con el Congreso abrió ayer el Gobierno. El presidente del Consejo de Ministros, , solicitó al presidente del Legislativo, José Williams, que se convoque a su Gabinete “a la primera oportunidad que sesione el Pleno” para plantear una con el objetivo de que se debata el proyecto del Ejecutivo que busca derogar la Ley N° 31355, que regula dicho mecanismo constitucional.

“De conformidad con las facultades otorgadas por la Constitución, acudiremos al Pleno del Congreso a plantear la cuestión de confianza y exponerla de manera exhaustiva y pormenorizada, la cual, por la importancia del tema a tratar, reiteramos sea agendada en la próxima sesión del Pleno”, señala Torres en un oficio dirigido a Williams (AvP).

El jefe de Gabinete reclama que el proyecto de ley N° 1704 fue presentado hace siete meses y a la fecha no cuenta con el dictamen de la comisión competente pese a que, según el artículo 105 de la Constitución, las iniciativas del Ejecutivo tienen prioridad.

Para Torres, la Ley N° 31355, aprobada por insistencia del Congreso en octubre del año pasado, " restringe de tal manera la facultad del Ejecutivo de usar la herramienta de la cuestión de confianza, que debilita el sistema democrático”.

MIRA: Aníbal Torres y todas las veces que usó frases misóginas contra Sol Carreño

ES IMPROCEDENTE

Perú21 consultó con los abogados constitucionalistas Aníbal Quiroga, Víctor García Toma y Ernesto Álvarez, quienes coincidieron en que el pedido del primer ministro es improcedente debido a la propia norma que se busca derogar, la cual está avalada incluso por el Tribunal Constitucional (TC).

Como se sabe, la Ley N° 31355 limita el uso de la cuestión de confianza solo para el ámbito de la política general de gobierno, “no encontrándose, entre ellas, las relativas a la aprobación o no de reformas constitucionales ni las que afecten los procedimientos y las competencias exclusivas y excluyentes del Congreso de la República o de otros organismos constitucionalmente autónomos”.

En febrero pasado, el TC declaró infundada la demanda de inconstitucionalidad promovida por el Ejecutivo cuestionando la ley en cuestión, con cinco votos a favor de esta resolución y dos en contra.

El Reglamento del Congreso, además, pone un candado para evitar una “interpretación fáctica” como lo hizo el expresidente Martín Vizcarra cuando cerró el Congreso, dado que ahora se señala que “la declaración de improcedencia aprobada por el Congreso no equivale ni califica como denegatoria, rehusamiento ni rechazo de la cuestión de confianza”.

En declaraciones a Perú21, el congresista Carlos Anderson sostuvo que Torres busca desviar la atención luego de las protestas del último sábado y sus recientes declaraciones misóginas.

TENGA EN CUENTA

  • El reglamento del Congreso precisa que se “rechazará de plano iniciativas que interfieran en las competencias exclusivas y excluyentes del Congreso”.
  • La ministra Betssy Chávez dijo ante la prensa que “el objetivo no es cerrar el Parlamento, pese a los pedidos de la ciudadanía”.
  • El pedido de Torres ocurre 12 días antes de que llegue la delegación de la OEA.

VIDEO RECOMENDADO

Entrevista Silvana Carrión