El excongresista no fue ajeno a los cuestionamientos que giran en torno al electo miembro de la , , por el beneficio en la puntuación final que la Comisión Especial le otorgó por haber indicado ser licenciado de las , es decir, por haber hecho el servicio militar voluntario.

Durante una conversación con Perú21, De Belaunde sostuvo que esta no sería la primera vez que, en medio de un proceso de la , ocurran irregularidades.

“Recordemos lo que pasó con el proceso anterior, cuando minutos antes de la juramentación del único integrante, se tuvo que anular el proceso”, declaró el excongresista en referencia al caso de . El abogado fue el único ganador del primer concurso público pero su juramentación fue suspendida por tener un proceso judicial abierto.

“Uno hubiese esperado mayor diligencia de la Comisión en este proceso y queda clarísimo por toda la información que Perú21 ha difundido hoy, que esto no ha sido así. No ha habido una diligencia, aseveró Belaunde.

resaltó la importancia de retirar el puntaje extra que obtuvo Falconí y que hasta el momento no ha sido justificado.

"Lo que corresponde es una urgente rectificación antes de que se proceda con la juramentación de los integrantes porque esto es particularmente serio. Si los integrantes de la Comisión especial de la que designa la no se rectifica y no hay una explicación jurídicamente convincente, estaríamos frente a una infracción constitucional”, explicó.

Además señaló que el artículo 155 de la Constitución establece que el proceso de selección de miembros tiene como una de sus garantías la probidad en el proceso de selección y bajo ese parámetro “aquí no se puede hablar de probidad si es que se esta dando de manera incorrecta —de manera no justificada— puntos extras al señor Falconí”, sostuvo.

Del mismo modo indicó que “no se tiene que suspender el proceso, no se tiene que anular, simplemente mañana a primera hora, o en el inmediato caso posible antes de la juramentación lo que tendría que hacer la JNJ es rectificar la puntuación y todo siga adelante”.

Por otro lado, el excongresista cuestionó el hecho que el organismo no esté trabajando con total transparencia, lo cual debería ser uno de sus pilares. “La va a tener que ver procesos y temas muy complicados y necesitamos que sea una Junta incuestionable, que ninguna de las personas que esta ahí presente puede tener una macula que deslegitime un espacio tan importante para la moralización del sistema de justicia”, expresó.

Alberto de Belaunde señaló también que el electo miembro debería enfrentar los cuestionamientos en su contra. “Hace mal el señor Falconí, quien además ha estado vinculado a la esfera pública durante mucho tiempo, no dar la cara a todos los medios de comunicación”, indicó.

Sin embargo atribuye la principal responsabilidad en la Comisión Especial, que debió tener la información veraz y oportuna a fin y evitar otorgarle un puntaje que no le corresponde a este postulante.

En la misma línea dijo que la Comisión Especial debe dar el puntaje correcto (a Falconí) antes de la juramentación y por un tema “mínimo de decencia” debería “inhibir al señor Falconí de juramentar, al menos hasta que esto ese aclare".

"Creo que cualquier postulante a la JNJ o en general cualquier funcionaria público debe tener siempre el interés de evitar que se deslegitime la institución de la cual espera formar parte”, concluyó.