Sigue actualizado en nuestra APP

El DT de la selección mostró otra faceta

Ricardo Gareca: "El Mundial es sólo un comienzo"

Convencido. Para el ‘Tigre’, aún hay más metas por conseguir con un grupo de jugadores al que les ha sabido inculcar carácter.

Ricardo Gareca 28-07-19

Renzo Norvani

Es el responsable de habernos llevado a un Mundial luego de 36 años, de devolvernos a una final continental tras 44, pero sobre todo, es el responsable de devolvernos la confianza en el fútbol peruano. Pero quisimos hablar con la otra mitad de Ricardo Gareca, no el DT, sino el líder, el estratega, la persona.

Ha demostrado en este tiempo ser un gran líder, pero sobre todo, un gran estratega. ¿Cómo adquiere este concepto de estrategia y como nutre esta cualidad?
En principio, uno integra un equipo de trabajo muy amplio y si bien yo puedo ser la cabeza visible de esta selección, hay toda una estructura montada de tal manera que nos permite intercambiar opiniones, llegar a mejores conclusiones. Imagínate la responsabilidad de una selección, en todas las áreas tenemos personas que está muy encima de los detalles para poder ver lo mejor para el equipo.

De manera personal, para tratar justamente de liderar de la mejor manera este grupo, suele tal vez leer libros de estrategia?
La palabra líder es una palabra fuerte. Quizás se me ve como el centro porque soy el director técnico del grupo. Creo que el liderazgo tiene que ver más con escuchar que con ser escuchado. Nuestra intención es, más que nada, generar un clima de trabajo ideal, donde uno pueda trabajar, sentirse cómodo. Estrictamente, esa es mi función. Me gusta creer por sobre todas las cosas en el trabajo que hacemos, en los jugadores, que son lo más importante y a partir de ahí, desarrollar un trabajo en las distintas áreas y luego, conjuntamente llevar las cosas a cabo.

Antes de que usted llegue, la selección estaba acostumbrada a no tener éxito, era constantemente golpeada y no se colmaban las expectativas. Qué elementos encontró para trabajar y lograr reconstruir una selección tan golpeada?
Si hay algo que nosotros podríamos llegar a tomarnos como atribución es la convicción de creer en el jugador peruano. Es muy difícil poder realizar un trabajo si uno no está convencido de la capacidad de quienes dirige, en este caso, de los jugadores. Nuestro convencimiento y todo lo que podamos desarrollar tiene que ver con la gran capacidad del jugador peruano. Partiendo de esa base, uno puede hacer un trabajo, puede transmitir y llegarle a alguien para lograr las metas que tenemos.

Cuando tomó la selección, muchos jugadores eran muy jóvenes aún. Con su conocimiento sobre la formación del futbolista peruano, sus necesidades o carencias, le costó inculcarles esa disciplina y rigor que hay que tener para competir al más alto nivel?
Esa una disyuntiva que tenemos. Por un lado se habla de esta debilidad con la que se hace el jugador peruano, pero nosotros estamos convencidos que es una fortaleza. Mucho se transmite que al jugador peruano se le ofrece poco, pero resulta que aún con ese poco, el jugador peruano se hace camino al andar, triunfa con los pocos elementos que se le ofrece. Entonces, decimos que se les ofrece poco, pero triunfa.

¿Pero no cree que ahí también está su mano?
Yo le hablo desde el convencimiento que tenemos de que son jugadores fuertes, confiables. Ojo que hablo sin generalizar, porque hay equipos que trabajan muy bien, pero con la variedad de jugadores que tenemos en un país con una geografía tan diversa, nosotros podríamos sacar muchos jugadores. Hay talento desperdiciado a veces. Pero con lo poco que se le brinda al joven, el jugador peruano logra trascender, logra tener éxito, entonces, para nosotros, es una fortaleza que tiene el peruano que queremos aprovechar porque nos genera confianza.

¿Siente que le costó trabajo llegar al jugador?
Hemos sentido que mucha gente no termina de creer del todo en el jugador, que lo ve con cierta distancia con relación al resto. Sin embargo, nosotros estamos cada vez más convencidos de que nosotros podemos. Pero a veces podemos ver algunas diferencias con relación a algunos países y sabemos que existen. Nosotros no transmitimos en base a una ficción, nosotros sabemos la realidad, sabemos que estamos lejos aún como selección, pero siento que ya nos estamos poniendo en marcha. Creo que sería bueno, desde todas las áreas, desde los medios, los dirigentes, la parte política, nosotros los entrenadores, poner algo en marcha que sea beneficioso para todo el deporte peruano, no sólo para el fútbol. Creemos que en general, hay mucho talento en el país para abrirse camino.

Como líder de este grupo que menciona, cómo maneja el tema de delegar. ¿Es de los que gusta estar pendiente de todo o no tiene problema en delegar con tranquilidad?
A mí me tildan de líder, pero sigo pensando que es una palabra muy fuerte. Yo asumo la contratación como director técnico. Hay gente que se considera líder y otros que no. Yo me considero una persona que genera una apertura y que confía en la gente con la que trabaja. Yo no concibo un ambiente de trabajo si no se genera una apertura. Sino, para qué tengo a mis colaboradores? Yo podría tener 15 colaboradores para al final hacer lo que decido sin escucharlos, entonces para qué los tengo?. Lo que más me interesa es escucharlos a ellos porque confío en ellos. Ahora, a veces tenemos debates y si por algún motivo no logramos ponernos de acuerdo por diversas opiniones, yo puedo intervenir y puedo tener la palabra final, puedo definir algo, ejerzo mi función como director técnico para decidir.

Siempre ha demostrado ser una persona de carácter, firme y que sobre todo, siempre cumple su palabra. ¿Cómo sacó a relucir ese carácter para aceptar renovar su vínculo con la selección y poder sacar adelante una situación intempestiva como la que se vivió con el presidente de la FPF y la coyuntura que lo rodeaba?
Soy un convencido de que el carácter se forma, uno lo va construyendo. Todos nacemos una manera, nos vamos formando con las dificultades y eso nos va construyendo nuestra manera de ser. Nosotros elegimos continuar porque creemos que hemos construido algo. Lo que hemos conseguido, el llegar al Mundial, no fue un final, creemos que es el inicio de algo. Si bien se consiguió una meta, para nosotros fue el principio. Dificultades hay en todos lados, pueden ser institucionales, dirigenciales o futbolísticas, pero creemos que más allá de eso, uno debe sortearlas. Es difícil no encontrar dificultades en el camino, por ahí de resultados, capaz a alguien no le gusta cómo jugamos, vamos a enfrentarnos con selecciones complicadas, puede haber problemas en el país. Pero nosotros como selección nos fortalecemos al superar estos obstáculos y creemos que estamos siempre en la capacidad de poder sortearlos. Contamos con jugadores de carácter, notamos que siempre hay gente en el país que está dispuesta a aportar, a sostener, por ejemplo, Juan Carlos Oblitas se mantuvo firme. Al presidente (Edwin) Oviedo, por ejemplo, le tocó vivir una situación complicada, pero tenemos a (Agustín) Lozano. En general, nada es fácil. Uno puede tener los mejores elementos y no tiene resultados y eso es una gran complicación, y a veces uno se va formando con los inconvenientes y forma un grupo con carácter, que soporta adversidades y esa es nuestra idea, ser cada vez más fuertes.

Se entiende que usted conoce de las alegrías que le ha dado al pueblo peruano. ¿Cuál ha sido la demostración de cariño del hincha peruano que más recuerde, que más le haya impactado?
Lo de las Eliminatorias fue muy fuerte. La gente nunca dejó de creer en nosotros, aún en los resultados adversos nos acompañaban en el estadio. Luego se fue generando una energía muy importante cuando solo nos servía ganar y nos daban mucho cariño. Incluso, en la Copa América, nosotros estuvimos muy aislados y aun así, luego del 5-0 ante Brasil la gente no dejó de confiar en nosotros. Los que estaban allá no dejaron de estar con nosotros. Inclusive noté en un video que me mostraron que también los medios estaban con nosotros. Hubo manifestaciones siempre de apoyo aún en las adversidades y me parece que esas son muestras importantes de que creen en nosotros independientemente de las adversidades. Pero creo que en general, el hincha confía en nosotros en los peores momentos y eso es algo que debo destacar.

A muy pocas horas de Fiestas Patrias y con más de cuatro años viviendo en el Perú, cómo las vive? Se siente uno más de nosotros, qué le genera vivir este tipo de jornadas en el país?
Yo soy muy argentino, pero siempre deseo lo mejor y cada vez uno está más involucrado con el Perú. No quiero tener palabras para simplemente ganarme un cariño, pero si quiero decir que uno cada vez está más comprometido e involucrado con lo que tiene que ver con el Perú, todos lo estamos. Siempre se les desea todo lo mejor, ojalá que en todos los ámbitos que se emprendan puedan encontrar el camino. Perú es un país maravilloso.

¿Qué es lo que más le gusta del Perú, de vivir aquí?
Su gente. La gente aquí es una cosa increíble, es lo que más me gusta.

¿La comida?
¡Si! La gastronomía peruana es una de las mejores del mundo. Cada vez que nos vamos afuera es de lo que más se extraña. Pero lo estamos solucionando un poco con el tema de llevarnos un chef peruano, como hicimos en el Mundial por ejemplo. Eso es algo que creo que tendremos que hacer aún en los partidos de fechas Fifa. Tenemos que hablar sobre eso.


Datos
• Con 61 partidos, Ricardo Gareca es el técnico que más encuentros dirigió a la selección peruana.
• Firmó por Perú en marzo del 2015 y renovó en 2018. Su nuevo vínculo es hasta el fin de las Eliminatorias a Qatar, pero se extenderá si se logra clasificar.


Ir a portada