La muerte de un ser amado siempre será un dolor indescriptible y difícil de procesar, pero debido a la pandemia del nuevo coronavirus el proceso de duelo es aún más difícil porque los familiares no pueden despedir del difunto.

  • Miércoles 27 de mayo del 2020, 19:13