Policía Antimotines tuvo que hacer uso de bombas lacrimógenas para recuperar la habilitación de la Carretera Central. (CanalN)
Policía Antimotines tuvo que hacer uso de bombas lacrimógenas para recuperar la habilitación de la Carretera Central. (CanalN)

Tras el nuevo acuerdo celebrado entre los productores de papa y el , los manifestantes que habían bloqueado la   decidieron dejar libre la vía. 

En el transcurso de este viernes, los agricultores habían colocado piedras y demás objetos a la altura del kilómetro 174 de la Carretera Central en , a manera de protesta por los excedentes de papa que no le fueron comprados.

Sin embargo, al promediar las 7 de la noche, los manifestantes decidieron acatar el acuerdo que la Comisión Nacional de Productores de Papa (CONAPROPA) había acordado con el Gobierno el último jueves.

De esta manera, se habilitó nuevamente aquella importante vía que une la capital con centro del país. Sin embargo, agentes de la Policía Antimotines tuvo que hacer uso de bombas lacrimógenas para recuperar la habilitación de la Carretera Central.

Estos manifestantes de La Oroya fueron los últimos en dar por terminado el paro agrario, ya que los agricultores de Ayacucho y Andahuaylas ya habían levantado la huelga casi inmediatamente después de haberse oficializado el acuerdo.

Buses interprovinciales, camiones de carga y vehículos particulares se encuentran movilizándose con normalidad, pese a que existen algunos manifestantes que siguen en pie de lucha.