Se disparan. Con la aplicación de la prueba rápida, cifra de infectados ha superado las cuatro mil personas en nuestro país. (GEC)
Se disparan. Con la aplicación de la prueba rápida, cifra de infectados ha superado las cuatro mil personas en nuestro país. (GEC)

En Semana Santa, justo cuando la expansión del entra a su etapa más crítica, el presidente de la República, , dio a conocer la segunda ampliación de la cuarentena, que ya no culminará este domingo, sino que se prolongará por dos semanas, es decir, hasta el 26 de abril.

Este anuncio se da en el momento en que se comienzan a aplicar más pruebas –moleculares y rápidas–, las que confirman que la presencia del mal en nuestro país está más extendida de lo que se cree.

Hasta el martes, los datos oficiales del –basados únicamente en pruebas moleculares– arrojaban que había 2,954 personas con coronavirus; ayer, incorporados ya los tests rápidos, la cifra subió a 4,342.

A su vez, la cantidad de fallecidos se incrementó en 14, con lo que se llegó a los 121. De ellos, dos tenían entre 80 y 89 años; tres entre 70 y 79; otros tres entre 60 y 69, y uno apenas superaba los 40.

Vizcarra enfatizó que se tomó esta determinación luego de reunirse con el Consejo de Estado, de recoger la opinión de los gobernadores regionales y de recibir las recomendaciones de diversas instituciones especializadas, entre ellas el . Afirmó que, a partir de esta extensión de la cuarentena, se analizarán las acciones a tomar en temas de carácter social, económico y laboral, para que los efectos de la inmovilización social sean los menores posibles.

Luego de pedir comprensión a la población por los momentos difíciles que se vienen, el mandatario aseguró que se toma cada decisión sobre la base de una evaluación que se va ajustando día a día. “Esta enfermedad está cambiando las características propias de la existencia humana”, señaló.

Resaltó que en solo dos días se haya pasado de las 21 mil pruebas de descarte de COVID-19 a las cerca de 40 mil. “Vamos a tener más casos. En la medida que la muestra sea más grande, vamos a tener más ubicado el virus y vamos a saber cómo se desplaza para poder combatirlo”, destacó.

Del mismo modo, se refirió a las regiones que presentan pocos casos. En ellas, se está haciendo un gran esfuerzo para cercar el virus en esas personas que lo han contraído, y en su entorno, para que no se expanda.

Por su parte, el ministro de Salud, , informó que cuando él asumió el sector, se hacían 500 pruebas moleculares diarias. Sostuvo que entre el martes y ayer se practicaron unas ocho mil, gracias al aporte de las pruebas serológicas. El objetivo es llegar a las 12 mil al día.

NO BASTA CON RESTRICCIÓN

Sobre el aplazamiento de la cuarentena, el decano del Colegio Médico del Perú, Miguel Palacios, se mostró de acuerdo con que se haya tomado tal medida. “Qué bueno que el gobierno sepa escuchar más allá de su entorno”, manifestó a .

Sostuvo que esta medida es necesaria debido a que la curva de pacientes contagiados está en ascenso. “Ya refleja la realidad que vivimos. Hay más pacientes contagiados en medio de la comunidad. Cada uno de ellos tiene el potencial de contagiar a tres más. Por eso es necesario confinar, guardar y mantener el distanciamiento social”, aseveró.

Recalcó que su institución coincidió con lo dicho hace días por el ministro Zamora, quien anunció que las próximas dos semanas serían fundamentales, pues habría más casos de COVID-19. “Desactivar la cuarentena antes de las dos semanas podría traer desborde, saturación de los hospitales como la Villa Olímpica o de las camas UCI”, expresó.

Palacios fue claro en señalar que no basta con decretar más días de cuarentena. “Los operadores del sistema de salud tienen más días para seguir ampliando la capacidad de atención. Es un sistema que está totalmente inoperativo para poder responder a la carga normal, rutinaria”, recalcó.

Acotó que este tiempo debe servir para seguir fortaleciendo el sistema de salud, para adquirir más ventiladores, para reforzar el cuidado del personal médico y sanitario, para tener más camas de cuidados intensivos. “No debe contentarse con lo que han dado”, indicó.

Sostuvo que cuando el Gobierno habla de 504 camas UCI, estas incluyen las que tienen las clínicas privadas. “Históricamente hemos tenido deficiencia de camas. Esto es, en parte, porque los hospitales ya no tienen espacio. Por eso es que se habilitó la Villa Panamericana”, sostuvo.

Aclaró que no hay que alarmarse si los casos se disparan, “si llegan a 30 mil”, sobre todo ahora que se aplican las pruebas rápidas. Lo importante es detectarlos y que nuestro sistema sanitario tenga la capacidad de atenderlos oportunamente.

Por su parte, , exministro de Salud, refirió que el aislamiento, por sí solo, no es suficiente. Afirmó que esto tiene que ir acompañado de pruebas de diagnóstico para saber quién tiene la enfermedad, hacerle seguimiento y adelantarse a los posibles contagios. “Cuando no hacíamos esto, teníamos subregistros”, declaró.

Al igual que el representante del Colegio Médico, Salinas afirmó que no debería preocuparnos el posible incremento de casos, pues “esa data se está sincerando”. Reconoció que es un momento muy malo para nuestro sistema de salud y lamentó que en 2019 no se haya hecho tanta inversión en infraestructura.

Cuestionó que haya casos en los que los pacientes lleguen a UCI de los hospitales y antes de las 24 horas estén muriendo, así como aquellos que fallecen en sus casas. “Hace falta expertos clínicos, los que necesitan herramientas para atender a los pacientes”, puntualizó.

DATOS:

-El 15 de marzo se emitió el Decreto Supremo 044-2020-PCM, que declaraba el estado de emergencia nacional y que disponía 15 días de cuarentena por el avance del COVID-19

-El 26 de marzo, el presidente de la República, Martín Vizcarra, dio a conocer que esta medida se extendía hasta el fin de la Semana Santa, es decir, hasta el domingo 12 de abril.