El , con una votación unánime de 85 votos a favor, ha declarado oficialmente el día 16 de noviembre de cada año como el 'Día Nacional de la Danza de las Tijeras', según la publicada este martes.

"El , a través de la Dirección de Patrimonio Inmaterial y según sus competencias, brindará el asesoramiento adecuado a las comunidades de portadores para la elaboración de un plan de salvaguarda y conservación de la danza indígena.", señala el dictamen.

Historia

'La Danza de las Tijeras' es originaria de la región de Ayacucho en el Perú, cuyo marco musical es provisto por violín y arpa. Se atribuye a José María Arguedas la denominación 'danzante de tijera', por este objeto que los danzantes llevan en la mano derecha y que las entrechocan mientras bailan.

Estos danzantes eran sacerdotes, adivinos, brujos y curanderos prehispánicos, quienes durante la época de la colonia fueron perseguidos y conocidos como 'supaypa wawan' (hijo del diablo en quechua).

Con el paso del tiempo, los colonizadores aceptaron su regreso pero condicionándolos a danzar a los santos y al Dios católico, iniciando esta tradición en fiestas patronales.

Actualmente, es una danza ritual y mágico-religiosa que representa, a través de sus coreografías, a los espíritus de la Pachamama, Yacumama, Hanaccpacha, Ucupacha y otros Wamanis.

Reconocimientos

En el año 1995, el Instituto Nacional de Cultura del Perú la reconoció como 'Patrimonio Cultural de la Nación'.

Asimismo, por su antigüedad y valor simbólico, como 'Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad' el 16 de noviembre de 2010, siendo este mismo día el que ahora se celebrará anualmente esta danza de gala.