Encuestadores en Trujillo no culminaban su labor pasada las 6:00 de la tarde.
Encuestadores en Trujillo no culminaban su labor pasada las 6:00 de la tarde.

El Censo 2017 se desarrolló con diversas incidencias en el norte del país. El jefe del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) en la región Martín Herrera, reconoció que algunas personas no han sido aún empadronadas, por lo que dijo que están atendiendo quejas de diferentes sectores para que acuda un encuestador a estos domicilios.

“Tenemos varios reportes, pero son casos aislados, de una persona o una familia. Estamos tomando nota y en lo posible enviando a empadronadores a resolver esta situación… El jefe nacional del INEI dará una conferencia de prensa para explicar lo ocurrido. No es solo en Piura, sino a nivel nacional. Se está analizando la situación”, sostuvo.

Martín Herrera también indicó que esta omisión no es por la falta de entrevistadores, pues aseguró que se contó con 37 mil voluntarios para un alcance de 370 mil viviendas de las zonas urbanas. Agregó que solo fallaron 40 encuestadores, pero fueron reemplazados.

Señaló que estos problemas habrían ocurrido porque a los entrevistadores se les acabó las cédulas, pero no reportaron el hecho a tiempo a la entidad. Agregó que el censador podría haber encontrado más familias o viviendas de las programadas, pues se han basado en un registro de inmuebles de diciembre pasado.

También refirió que aún no se tenía una cifra de las personas censadas en Piura porque el material recién se está replegando a los jefes de sección y luego a las oficinas censales.

En el departamento de , en tanto, los entrevistadores aún no terminaban su labor pasada las 6:00 de la tarde, señaló el titular del INEI en la región, Juan Núñez. Dijo que Hasta aún queda un 5% de ciudadanos a quienes no se les ha registrado sus datos.

“Hay varios empadronadores que no han terminado con sus casas y están visitando a los ciudadanos. Teóricamente a las 5 p.m. termina (el censo), pero los encuestadores que no han terminado sus casas todavía siguen trabajando hasta que culminen”, manifestó.

Del mismo modo, Juan Núñez sostuvo que se han presentado problemas en edificios de varios pisos, en los que los voluntarios no han llegado a los niveles superiores. “Hay edificios de 11 pisos. Estamos viendo como arreglamos eso”, expresó.

En la región , el jefe departamental del INEI, José García, señaló que el proceso se desarrolló con normalidad y la entrega de materiales se efectuó de manera oportuna desde el almacén que se ubicó en el estadio Elías Aguirre de Chiclayo, hasta donde llegaron los 21 mil voluntarios y los jefes de sección de las tres provincias de la región.