Adolescentes confiesan que mataron a mototaxista de 17 años y lo arrojaron al río en Moyobamba

Menores contaron, durante la reconstrucción de los hechos efectuada por la Fiscalía , que el objetivo era robar el vehículo. 

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

Macabro. Dos menores, de 17 años, confesaron que asesinaron, el pasado jueves 31 de enero, a un mototaxista, lo desvistieron y arrojaron al río en la provincia de Moyobamba, en la región San Martín. El motivo del crimen fue el robo del vehículo, el cual fue hallado desmantelado.

Durante la reconstrucción de los hechos, efectuada por la Fiscalía de Moyobamba, los menores narraron con detalles cómo mataron al adolescente Junior Obo Torres. Ese día estaba realizando el servicio de mototaxi y sus dos victimarios lo contrataron para que los traslade desde la Plaza de Armas de Moyobamba hacia el distrito de Yantaló.

APUÑALADO 

En el trayecto, a la altura del puente Indoche, ambos confesaron haberlo apuñalado en el cuello y, ante el intento de escape de la víctima, lo ultimaron ahogándolo en una acequia para poder robarle su vehículo. 

Una hora después de haber perpetrado el homicidio, desvistieron a la víctima y la arrojaron al río Mayo, a la altura del puente Motilones. Las prendas de vestir fueron halladas en sus respectivos domicilios.

Los menores fueron puestos a disposición de la magistrada Jenny Milagritos Salvador Plascencia, del Juzgado Familiar de Moyobamba.

La Fiscalía Provincial Civil y de Familia de Moyobamba, a cargo del Fiscal Wilfredo Charqui Gómez, solicitó ante el Juzgado Civil y de Familia de Moyobamba, cuatro meses de internamiento preventivo por la presunta comisión del delito de robo agravado con subsecuente muerte.​

HALLAN EL CUERPO

Después de varios días de búsqueda, esta mañana fue encontrado el cadáver de Junior Obo Torres, el joven mototaxista de 17 años, que fue asesinado por dos adolescentes.

El Fiscal de Turno, Gerardo Valera Umpire, junto al Fiscal Provincial Civil y de Familia de Moyobamba, Wilfredo Charqui Gómez, acompañados de personal policial y de medicina legal, acudieron hasta el lugar ubicado en el puerto Metoyacu a riberas del río Mayo, para realizar las diligencias de levantamiento del cadáver y reconocimiento del mismo para su posterior traslado a la morgue de esta ciudad.

El personal médico legal ya viene practicando la necropsia de ley que determinará las causas que ocasionaron la muerte de Junior Obo Torres.

DATO

​-La víctima deja a su pareja, de 17 años, embarazada.

-Los menores podrían recibir una pena no menor de uno ni mayor de seis años, según lo establece el Código de Responsabilidad Penal de Adolescentes.

Ir a portada