SIN PREGUNTAS. Villarán leyó su pronunciamiento y, ni bien terminó de hacerlo, se retiró. (David Vexelman)
SIN PREGUNTAS. Villarán leyó su pronunciamiento y, ni bien terminó de hacerlo, se retiró. (David Vexelman)

La mano de Luis Favre en la campaña por el No a la revocatoria se empezó a notar ayer, con mayor nitidez, cuando la alcaldesa de Lima, Susana Villarán –a escasos 10 días de la consulta popular de revocatoria– hizo un mea culpa, prometió cambiar el rumbo de su gestión y pidió una nueva oportunidad para seguir gobernando la ciudad.

Flanqueada por regidores, funcionarios ediles y representantes de la campaña por el No, la burgomaestre leyó un pronunciamiento y dijo que es consciente de que existen reclamos legítimos de un sector de la población que no está conforme con su gestión, pero enfatizó que la revocatoria puede llevar a la ciudad hacia el desgobierno y la parálisis.

"No se trata de negar insuficiencias, errores y problemas en mi gestión. Los reconozco, y me esfuerzo día a día en corregirlos y aprender de ellos", señaló Villarán tras admitir que no supo construir alianzas y confluencias para mejorar su administración.

La lideresa de Fuerza Social también asumió públicamente el compromiso de imprimirle un nuevo rumbo a su gestión y de convocar a todas las fuerzas políticas que están en contra de la revocatoria para hacer un gobierno "de ancha base" hasta la culminación de su mandato.

"El voto por el No, que humildemente les pido a las limeñas y a los limeños, es para darme esa nueva oportunidad", demandó la alcaldesa.

NO LE CREEApenas escuchó este pronunciamiento, Patricia Juárez, exfuncionaria edil de Solidaridad Nacional, respondió que no se le puede dar una segunda oportunidad a una persona que ha mentido durante toda su gestión, como en el caso de los patrulleros y de Vía Parque Rímac, y que todo ha podido demostrarse con documentos.

TENGA EN CUENTA

- Eduardo Zegarra aseguró que respetarán el resultado de la consulta popular sea cual fuere la respuesta del JNE al planteamiento que hizo Carlos Chipoco: de que las autoridades ediles no pueden ser revocadas con menos votos de los que obtuvieron en su elección.

- Marco Tulio Gutiérrez ofreció disculpas por la ofensiva frase que pronunció contra las mujeres, pero también acusó a la ministra Ana Jara de ser una agente encubierta del No.