notitle
notitle

Dr. Rodrigo Rondón, Opina.21familia@peru21.com

Semana Santa es una fecha de recogimiento que suele ser aprovechada por muchos peruanos para viajar. Campamentos en la playa y paseos al campo resultan una buena opción para quienes deciden salir de la ciudad. Pero la mascota no debería estar incluida en estos planes pues, aunque ella quiera estar con su dueño, los viajes le producen estrés. Además, en un campamento, el perro incomoda a las otras familias. Si tu mascota se pone nerviosa puede, incluso, atacar a otras personas o dejar sucio el lugar con sus excrementos. Por otro lado, si se deja al animal en una carpa, este sufre el riesgo de sofocarse o tener un golpe de calor. Personalmente, recomiendo que si el perro no está acostumbrado a los paseos, lo deje en la casa de un familiar. Hay incluso opciones de hospedaje para mascotas. Busca uno que te ofrezca garantía. También hay casos en los que las mascotas –desde cachorras– se han adaptado bien a los viajes. De ser ese tu caso, busca un hospedaje donde permitan el ingreso de tu animalito. Lleva su comida concentrada.

El doctor Rodrigo Rondón atiende en la Clínica Veterinaria Rondón.Av. Pedro Venturo 104, Surco. Telfs: 448-6092 / 271-0373 / 271-5542