El 53% de EE.UU. apoya a gays. (Reuters)
El 53% de EE.UU. apoya a gays. (Reuters)

WASHINGTON (EFE).– El matrimonio homosexual ha entrado en la agenda del nuevo mandato del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pero la última palabra para que se reconozca como un derecho la tendrá el Tribunal Supremo en dos fallos sobre su legalidad que debe emitir a mediados de este año.

Obama ha sido el primer presidente estadounidense en respaldar públicamente el matrimonio gay y el responsable de la abolición de la ley conocida como 'Don't Ask Don't Tell', que prohibía a los militares decir que son homosexuales.

En la actualidad, el matrimonio entre gays es legal en nueve estados del país.