notitle
notitle

El viernes me contaba mi amigo Chris Pissarides que lo más probable era que Grecia y la troika desbloqueen el próximo desembolso del programa de rescate, lo que permitiría a Grecia enfrentar los vencimientos de deudas con el FMI y el Banco Central Europeo. Pero que ello suponía un mero aplazamiento del eventual abandono del Euro – Grexit y el default, porque el problema de fondo es que Syriza no adopta las reformas para relanzar la economía y recuperar la solvencia. A Pissarides, grecochipriota y Nobel de Economía 2010, le han buscado los sucesivos gobiernos griegos pero, según me dijo, más para usar su nombre que por sus consejos, por lo que no aceptó.

Unas horas después, sin embargo, se rompían las negociaciones porque el premier Tsipras anunciaba someter los acuerdos con la troika a referéndum el domingo 5 de julio, algo que los griegos no plantearon en las negociaciones y que rebasa la fecha límite, el 30 de junio, en que expira la actual prórroga del rescate.

Lo del referéndum llega después de muchas idas y venidas, trucos y artimañas. Esta vez, empero, el portazo de la Unión Europea fue contundente y, a menos que Tsipras recule a última hora, Grecia quedaría de facto fuera de la zona Euro. Al mediodía de ayer, no había dinero que retirar de los cajeros automáticos. El lunes podríamos estar ante el corralito bancario y la moratoria de pagos. ¿Efectos en el sistema financiero internacional? La "sacudida" es monumental, el mayor default desde la Segunda Guerra Mundial: medio billón de euros debe Grecia al exterior, algo así como dos veces el PBI anual del Perú.

En un mundo sin mayores problemas financieros, dicho shock sería asumible porque solo la quinta parte se debe a acreedores privados, el resto es contra las cuentas de organismos supranacionales y gobiernos. Pero las finanzas del planeta siguen frágiles. Desde 2007, el problema del endeudamiento mundial se ha agravado, el monto total que deben los deudores ha aumentado en 57 billones de dólares. Pronto sabremos si el Grexit será otro Lehman Brothers, antesala de una nueva crisis financiera. Pissarides también me dijo que dará una conferencia en Lima en noviembre. Será interesante su opinión sobre la fallida 'Ley Pulpin', pues le otorgaron el Nobel precisamente por sus aportaciones sobre el desempleo.

Postcript. El Parlamento griego acaba de aprobar por 178 a 120, en la madrugada de hoy, la celebración del referéndum. No creo que la Unión Europea se atreva a no conceder una nueva prórroga hasta el día 6 de julio.