notitle
notitle

alevy@ambiand.com

Mañana domingo, a las 3:44 p.m., los rayos del sol caerán directamente sobre la línea ecuatorial. Ello sucederá en el Océano Pacífico al oeste de las Islas Galápagos. En ese instante empieza la primavera y a partir de ese momento y durante los siguientes seis meses los rayos del sol caerán directamente sobre el hemisferio sur donde nos encontramos.

El resultado de ello es conocido: crecientes aumentos de la temperatura y de la fracción del día que tendremos luz frente a la que tendremos oscuridad. El clima responde principalmente al sol. Es el astro rey quien con su energía gobierna finalmente el clima. El agujero de ozono sobre el hemisferio sur empezará a formarse en estos días y disipará antes de llegar el 21 de diciembre cuando empiece el verano 2013-2014. Las lluvias en la sierra empezarán a ganar en magnitud al configurarse los patrones de circulación del aire que las alimentan. El calor en la costa y la presencia de brillo solar irán en aumento, en particular en Lima, cuya topografía de contorno la vuelve más esquiva a disipar la nubosidad mañanera. La temperatura del mar –ya bastante normalizada– garantiza que el invierno no se extienda y que la primavera siga afirmándose.