No se perciben presiones al alza. (David Vexelman)
No se perciben presiones al alza. (David Vexelman)

En los próximos meses, los precios internacionales de los alimentos y de los combustibles se mantendrán estables, y tampoco se prevén presiones de demanda interna, aseguró el BBVA Research.

Ante tal escenario, la entidad proyectó que seguirían registrando tasas bajas de inflación mensual, luego de que, en octubre, los precios al consumidor (IPC) subieran 0.04% y el resultado anualizado se ubicara en 3.04%, por encima del rango meta del Banco Central (entre 1% y 3%).

Según el BBVA, aun cuando la inflación interanual podría volver a situarse por encima de 3% –por factores estadísticos y estacionales–, en el transcurso del primer semestre de 2014 retornaría a cerca de 2%.

Para la citada entidad financiera, esta evolución moderada en los precios de los principales productos y servicios le deja espacio al Banco Central para continuar con su política monetaria expansiva si la economía crece por debajo de su potencial.