Rousseff no irá hoy al estadio. (AP)
Rousseff no irá hoy al estadio. (AP)

SAO PAULO (AFP).– La popularidad de la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, cayó 27 puntos tras las protestas callejeras que se iniciaron hace más de dos semanas en Brasil y que prometen repetirse hoy en la final de la Copa Confederaciones entre la 'verde amarelha' y España en Río de Janeiro.

Según un sondeo de la firma Datafolha, la popularidad del gobierno de Rousseff cayó de 57% a 30% desde la primera semana de junio, luego de las masivas protestas callejeras en demanda de mejoras sociales.

Los que consideran su gobierno bueno o muy bueno pasaron de 57 a 30%; quienes lo califican como regular avanzaron de 33 a 43%, y los que lo ven malo pasaron de 9 a 25%.

Hoy, las protestas callejeras tendrán como escenario las inmediaciones del estadio Maracaná, para lo cual se ha dispuesto un rígido cordón policial. En tanto, se supo que la mandataria brasileña no acudirá al mítico coloso deportivo para presenciar la final entre Brasil y España.