HISTÓRICO. Por primera vez, un Papa besó los pies de fieles –incluidas dos mujeres– y no de curas. (AP)
HISTÓRICO. Por primera vez, un Papa besó los pies de fieles –incluidas dos mujeres– y no de curas. (AP)

ROMA (Agencias).– El papa Francisco lavó y besó los pies de 12 reclusos en un centro correccional juvenil durante un ritual del Jueves Santo que practicó durante años como arzobispo de Buenos Aires. Dos de los 12 internos eran mujeres, un gesto significativo dado que el rito representa el acto de Jesús de lavar los pies de sus discípulos varones.

La misa fue celebrada en el centro de detención Casal del Marmo, en Roma, donde 46 varones y mujeres jóvenes permanecen recluidos. Muchos de ellos son gitanos o migrantes del norte del África, y los 12 seleccionados incluyeron, también, a detenidos ortodoxos y musulmanes.

Los papas anteriores efectuaban el ritual del lavado de pies del Jueves Santo en la gran Basílica de San Juan de Letrán, en Roma, y los 12 elegidos eran siempre sacerdotes para representar a los 12 discípulos.

El hecho de que Francisco haya incluido mujeres en el ritual es llamativo debido a la insistencia de algunos en la Iglesia de que estuviese reservado solo para varones.

El argumento de estos es que los discípulos de Jesús eran todos varones y que el sacerdocio católico que evolucionó a partir de los 12 discípulos originales está restringido a los hombres.

CON OLOR A OVEJAAntes, por la mañana, en la misa crismal ante 1,600 religiosos, entre ellos varios cardenales y obispos congregados en la Basílica de San Pedro, el nuevo Papa pidió a los sacerdotes que vistan la "humilde casulla", "salgan de sí mismos" y se conviertan en "pastores con olor a oveja", en "pescadores de hombres" y sirvan a los "pobres" y a los "oprimidos".

También solicitó a los sacerdotes que vayan a "las periferias, donde el pueblo fiel está más expuesto a la invasión de los que quieren saquear su fe".

TENGA EN CUENTA

- El papa Francisco autorizó la beatificación de más de 60 religiosos, la mayoría víctimas del nazismo o del comunismo.

- En su primera designación como obispo de Roma, nombró al obispo de Santa Rosa, Mario Poli, como su sucesor en el Arzobispado de Buenos Aires.

- La capital argentina se sumó a la 'Papamanía' y puso una gigantesca foto de Francisco en la avenida principal de la ciudad.