TODO UN GANADOR. Guerrero, confundido entre sus compañeros, volvió a gritar campeón. ‘Timao’ hizo valer el 2-1 de la ida. (EFE)
TODO UN GANADOR. Guerrero, confundido entre sus compañeros, volvió a gritar campeón. ‘Timao’ hizo valer el 2-1 de la ida. (EFE)

Fernando DávilaEnviado especial

SAO PAULO.- El Estadio Vila Belmiro es pequeño, viejo y con mucha historia. En este estadio vi a un peruano reír y gritar campeón en un país de campeones. Allí está Paolo Guerrero, con ese número nueve que gran parte de los 2,500 hinchas corinthianos presentes lucieron como prueba de admiración. Allí está el 'Depredador', indiscutible a pesar de sus cinco partidos sin marcar. El héroe del Mundial de Clubes ya tiene un Paulistao en el palmarés. El 1-1 ante el Santos de Neymar dictó sentencia tras el 2-1 del 'Timao' en el Pacaembú.

Aún molesto por el fracaso copero, Guerrero fue en busca de una buena noticia al lado de un Romarinho entusiasta y de un Emerson con chispazos. A los 7', Neymar la generó pero Felipe Anderson erró. Diez minutos después, Fabio Santos combinó con el 'Depredador' y quedó la sensación de que le cometieron penal al peruano.

Santos volvió a presionar y Cícero marcó a los 26', de mediavuelta, para igualar la serie.

Sin embargo, Corinthians empató dos minutos después luego de un rechazo que aprovechó el volante Danilo. Entonces mejoró el 'Timao', que pudo irse en ventaja al descanso con dos buenas ocasiones de Paulinho y el mismo Danilo.

En el segundo tiempo, Santos se apagó. El sueño del 'tetra' se fue derrumbando ante un Corinthians más sólido y con mejores piezas de recambio. Paolo, que batalló siempre contra los duros centrales Edú Dracena y Durval, sería cambiado a los 83 minutos.

Los minutos pasaban y el canto corinthiano fue creciendo, anticipando el momento de celebrar. Con el pitazo final llegó el 27° Paulistao para el 'Timao', el máximo ganador de este torneo estadual.

Aquí, en Vila Belmiro, el más querido del Corinthians alzó una nueva corona. El Brasileirao será su próximo reto.

DATOS

- Paolo terminó con ocho goles el Paulistao, cuatro menos que Neymar.

- El técnico Tite por fin pudo ganar el único título que se le resistía. Antes lo perdió con Caixas, Gremio e Internacional.