Barata dilatado

“Por supuesto que en las siguientes semanas veremos nuevos intentos por desacreditar el proceso, a los fiscales y al acuerdo, con el objetivo final de impedir que se concrete la tan esperada declaración”.

Jorge Barata

Alerta: Jorge Barata llega a firma de acuerdo entre Fiscalía y Odebrecht (AFP)

Barata dilatado. (AFP)

Augusto Rey
Augusto Rey

La reprogramación del interrogatorio a Barata ha sido inesperada, pero parece una apuesta sensata de los fiscales peruanos. El interrogatorio iba a ser entre el 12 y 15 de este mes. Ahora será a finales de abril. Es verdad que mucho puede pasar en este tiempo, pero también lo es que el acuerdo de colaboración con Odebrecht aún no está convalidado judicialmente en el Perú y que las declaraciones recientes de otros funcionarios de la empresa brasilera aún no se encuentran traducidas, fedateadas e incorporadas al expediente principal, por lo que el interrogatorio a Barata podría verse debilitado. Lo que no esté en el expediente no tiene por qué ser respondido por él.

Esto que parece un exceso de formalismo es en realidad un acto de prudencia para que el interrogatorio estelar a quien fue el principal operador de Odebrecht en el Perú sea funcional para las investigaciones en marcha. Esa es la ruta legal que se debe seguir para que Barata confirme, bajo riesgo de perder los beneficios de la colaboración, lo dicho por los demás delatores.

Por supuesto que en las siguientes semanas veremos nuevos intentos por desacreditar el proceso, a los fiscales y al acuerdo, con el objetivo final de impedir que se concrete la tan esperada declaración. Ya conocemos a los actores de ese reparto y sus estrategias. Los hemos visto actuar recientemente, por lo que no debería sorprender que para sembrar más confusión afilen contra el presidente Vizcarra, quien viene golpeado por los huaicos y su viaje a España, y aún sigue sin una línea de defensa política capaz de jugarle de igual a igual a sus opositores.

Cuando un asunto judicial se lleva al campo político, la respuesta tiene que darse también en esa cancha. Si no, corres el riesgo de ser arrastrado al abismo por quienes ya están en caída.

Tags Relacionados:

Jorge Barata

Ir a portada