/getHTML/media/1228869
Iván Arenas: "Hay riesgos si APP asume Mesa Directiva"
/getHTML/media/1228868
Rafael Belaúnde Llosa:"Peruanos reclaman medidas contra la inseguridad"
/getHTML/media/1228703
Gabriel Ortiz de Zevallos: ¿Qué esperan los peruanos del mensaje de Dina Boluarte por Fiestas Patrias?
/getHTML/media/1228709
Marilú Martens: "Ley afecta el derecho fundamental a la educación"
/getHTML/media/1228708
Mujeres Aymaras sorprenden con su arte en Desfile de Modas
PUBLICIDAD

[Opinión] Ariel Segal: El dilema chileno

Imagen
Gabriel Boric y José Antonio Kast.
Fecha Actualización
El pasado 21 de noviembre los chilenos eligieron, de entre siete candidatos, al izquierdista Gabriel Boric y al conservador José Antonio Kast para la segunda vuelta electoral.
La opción del joven abogado y aún diputado Boric de llegar a la Presidencia no sorprende en un país donde fue notorio el crecimiento de grupos sociales que demandan más participación del Estado sobre las “fuerzas del mercado” durante las violentas manifestaciones de 2019, y que eligió para la Asamblea Constituyente a un mayor número de asambleístas de partidos y colectivos de izquierda que de derecha. Por eso, el candidato de la coalición progresista Apruebo Dignidad –que incluye al Partido Comunista–, Boric, tiene la oportunidad de capitalizar el descontento de los dos últimos años.
La opción de Kast de ser presidente es la que sorprende ante el contexto anterior. ¿Cómo se explica que una sociedad que, en el último año y medio, se ha volcado a preferencias de izquierda, un abogado y exdiputado católico de larga trayectoria, proveniente de un partido pequeño, quien luego fue independiente y en 2019 fundó al derechista Partido Republicano? La respuesta está, quizá, en que muchos de los votantes dispersos en partidos de centro, como el Social Cristiano y el oficialista Renovación Nacional, temen que la izquierda radical llegue al gobierno o tenga mucho poder.
La comparación de Kast con los delirantes mandatarios de Estados Unidos y Brasil la han hecho sus rivales, y si bien tiene propuestas similares, como crear una zanja para impedir entrada de refugiados ilegales y posturas anti aborto o matrimonio gay, el candidato chileno no luce delirante. También, millones de chilenos sienten que se perdió el orden y la autoridad a partir de las protestas de 2019 y ven en Kast al hombre duro que necesita ahora el país.
VIDEO RECOMENDADO
TAGS RELACIONADOS