[Opinión] Álvaro Henzler: Humana terquedad
[Opinión] Álvaro Henzler: Humana terquedad

Keiko, sus aliados y simpatizantes más apasionados están convencidos de que le quitaron la elección vía un fraude. Mantienen esa férrea convicción a pesar de abundante evidencia contraria. Observadores expertos nacionales e internacionales, gobiernos de primer mundo y estudios independientes y rigurosos reiteran que si bien hay casos atípicos, estos suceden en toda elección y favorecen a ambos candidatos. Confirman un proceso electoral limpio y justo.

Castillo, sus aliados y simpatizantes más apasionados están convencidos de que el pueblo pide un cambio total vía una Asamblea Constituyente. Mantienen esa férrea convicción a pesar de abundante evidencia contraria. Solo 20% se declara a favor de un cambio total de la Constitución. Percepción ciudadana, experiencia internacional y estudios científicos señalan que mejorar nuestro desarrollo requiere, más que un cambio constituyente, una mejora en liderazgo y gestión estatal.

La terquedad humana tiene su base en la baja disposición a cambiar puntos de vista originales. Ello debido al sesgo cognitivo de confirmación, definido como la tendencia a seleccionar, interpretar o desechar información de una manera que confirme mis prejuicios. Un estudio de Duke encontró que cuatro de cada cinco participantes se apegan a sus decisiones iniciales sobre temas sociopolíticos a pesar de recibir evidencia contradictoria razonable. Esta resistencia se debe a una evaluación interesada y sesgada de las razones para apoyar sus creencias iniciales.

¿Qué tres mentalidades ejercitar para evitar estos sesgos? Humildad empática. Reconocer que uno los tiene y que el otro también por válidos miedos o frustraciones. Curiosidad intelectual. Investigar evidencia que contradice nuestra posición, antes de predicar nuestra verdad como única. Diversidad inclusiva. Salir de nuestras cajas de resonancia, donde solo se celebra y reafirma nuestra verdad. Evalúa la diversidad de tus chats y grupos. ¿Con cuántas personas que piensan distinto a ti genuinamente interactúas? No bloquees, sermonees o des por terminado el diálogo; escucha, pregunta y considera.

TAGS RELACIONADOS