Enchalecada, pero libre

Keiko Fujimori

Keiko Fujimori se presentó a la audiencia de apelación para liberarse de la detención preliminar de 10 días. (Poder Judicial)

Enchalecada. (Poder Judicial)

Mónica Delta
Mónica Delta

Al cierre de esta columna, la Sala Penal encabezada por César Sahuanay (quien ratificó la prisión preventiva contra Humala-Heredia) revocó la prisión preliminar de Keiko Fujimori y de los detenidos el viernes pasado. Tras esta decisión, será improbable que la Fiscalía pida prisión preventiva para la lideresa de Fuerza Popular.

Si los jueces hubieses confirmado la resolución de Richard Concepción, la Fiscalía habría tenido luz verde para pedir que sigan encarcelados mientras se les investiga por el delito de lavado de activos por haber recibido financiamiento, presumiblemente ilegal de Odebrecht, en la campaña de 2011.

Interesante que los abogados de los detenidos fujimoristas no ahonden en que no recibieron plata de la transnacional brasileña, sino que se enfoquen en que no hay ningún peligro de fuga de Keiko. La lideresa de Fuerza Popular asumió su propia defensa reiterando que nunca se fugará del Perú, que la investigan hace 18 años y que no conoce a César Hinostroza, quien se fugó a España. Volviendo a los Fujimori, Alberto sigue en la clínica bajo custodia policial tras la anulación de su indulto, Vizcarra aún no se pronuncia sobre si observará la ley con nombre propio, Hiro y Sachi sumados a la defensa de su hermana mayor y Mark Villanella, el esposo enamorado, espera que Keiko y Kenji terminen por amistarse.

Más allá de la resolución de la sala de Sahuanay y los otros dos magistrados, los chalecos de DETENIDOS parecen estar de moda, pero, hagamos hincapié en que la justicia nunca es abuso. Queremos saber si son culpables, por supuesto, queremos procesos rigurosos e implacables, procesos justos, no ajusticiamientos.

Tags Relacionados:

Keiko Fujimori

César Sahuanay

Ir a portada