El 9 de agosto, el presidente Martín Vizcarra entregó al titular del Congreso, Daniel Salaverry, los proyectos de ley sobre la reforma política y judicial que serían sometidos a referéndum. (Foto: Congreso)
El 9 de agosto, el presidente Martín Vizcarra entregó al titular del Congreso, Daniel Salaverry, los proyectos de ley sobre la reforma política y judicial que serían sometidos a referéndum. (Foto: Congreso)

1. Dejando de lado los gestos y declaraciones propias de una débil democracia, siempre las reformas profundas que alteran el statu quo de la justicia y política afectan los intereses de quienes se privilegiaban de la situación anterior. Que no son muchos, pero sí tramposos y hábiles en escalar el poder para enriquecerse ilegalmente.

2. El Gobierno se ha quejado por la dejadez que el Congreso mostraba ante sus doce proyectos de ley de la reforma política. El fujiaprismo le replica que “el Congreso no era su mesa de partes”. Sin embargo, después de la reunión del presidente Vizcarra con los voceros de todas las bancadas (15 de mayo), se acordó iniciar ya la discusión de la cuestionada inmunidad parlamentaria.

Al día siguiente, con una rapidez inusitada, la mayoría de la comisión acordó archivar la propuesta del Ejecutivo y negó el pedido de la minoría para que se profundice la discusión acerca del trascendental tema. Se acordó que con un simple añadido en el reglamento del Congreso se podía resolver el problema.

3. Como respuesta (21 de mayo), el presidente Vizcarra, junto con el premier y el ministro de Justicia, se trasladó a pie desde Palacio de Gobierno al Congreso. Fue para presentar una carta de protesta a su presidente, Daniel Salaverry, por el proceder de la Comisión de Constitución, señalando además que los ministros Del solar y Zevallos ya no se presentarían ante ella.

Exaltado, el fujiaprismo y sus novísimos aliados acusaron al Gobierno de actuar como la dictadura de Maduro. Otros, que se buscaba “un golpe de Estado” para imponer la ilegal reelección de Vizcarra. Y algunos no vacilaron en llamar al pueblo para que se pronuncie en una movilización popular en “defensa de la democracia”. ¿Qué buscan?

TAGS RELACIONADOS