Mueve los labios
Mueve los labios

Este día en que recordamos a la mujer quería compartir el lema que la ONU usa este año, “Mujeres líderes: Por un futuro igualitario en el COVID-19”, y reconocer a las mujeres extraordinarias que han contribuido a que seamos lo que somos.

En mi tierra, Tacna; ser mujer te da el privilegio de cargar la bandera mientras recorres las calles cada 28 de agosto, recordando por ejemplo: como se reunían las mujeres tacneñas a mover los labios cantando sin sonido nuestro himno, cantando con el corazón, para terminar con “Viva el Perú” mientras desfilaba la bandera chilena en un momento de ocupación y entonces se daba ese famoso grito “Saludo a la bandera” que se hacía por temor a la sanción, pero sin alma, era esa bandera, la chilena, la que no tenía valor para nosotros, no la blanca y roja.

Esa mujer, heroica, sencilla, amante de su tierra, es la enfermera, la doctora, la juez, la fiscal, la funcionaria pública, la defensora de derechos humanos que llama nuestra atención para mirar a las víctimas y enfrentar a los victimarios, siendo parte de una sociedad que en muchos casos encubre su machismo y violencia estructural.

Las cifras y esfuerzos son visibles, basta entrar a la página de la Defensoría para ver sus informes rigurosos y constructivos o entrar al MIMP; es visible el compromiso de quienes están a cargo de las direcciones contra la violencia de género o el programa AURORA. Basta buscar en el INEI la data actual, ahí está, aunque nos neguemos a verlo. También están las obligaciones que asume el Estado en los distintos planes.

Las políticas públicas diseñadas en favor de la igualdad y las leyes son necesarias, los juzgados especializados en violencia de género… urgentes, pero sobre todo es imprescindible la voluntad política, no el discurso sino las herramientas y el respaldo para hacer realidad planes, leyes, políticas públicas, la plata para lograr esos objetivos y fiscalizar que sea usado con eficiencia y transparencia.

Por ello, exijamos a los candidatos claridad y conocimiento sobre lo andado, lo pendiente y sus compromisos, uno fácil: PRESUPUESTO, pendientes: interoperabilidad, articulación de las entidades del sistema especializado de justicia, debida diligencia reforzada, un enfoque sistémico  y elijamos con responsabilidad a quienes liderarán el camino por el que todos vamos a transitar. Deberíamos hacerlo sobre la base de lo que nos une.

De igual forma asumamos el compromiso ciudadano de la mujer tacneña y de todas aquellas cuya vida se entregó para nuestra libertad y la garantía de nuestros derechos, movamos los labios y que nos escuchen… para denunciar, para acariciar, para proteger, para defender, para construir, para gritar juntos… Viva el Perú.

TAGS RELACIONADOS