Si una persona tiene un hijo, está separada y desea iniciar una nueva relación, debe evaluar rigurosamente todo lo que ello implica.
Si una persona tiene un hijo, está separada y desea iniciar una nueva relación, debe evaluar rigurosamente todo lo que ello implica.

Orlando (32) está con Andrea Belén (27) desde hace ocho meses. Sin embargo, durante buen tiempo él no supo que ella era mamá de un niño de cinco años. Ella ocultó el tema porque tenía miedo. ¿Qué pasaría si le contaba? ¿Huiría? No era fácil resolver la incógnita. Además, desde que terminó con el padre de su hijo –apenas nació– no intentó estar con otro hombre. Hubo interesados, pero ella prefirió dedicarse a su pequeño.

Hasta que apareció Orlando, un chico distinto, maduro. Andrea entendió algo tarde que merecía saber la verdad. "Si alguien esconde a su pareja que tiene un hijo de otro compromiso, está empezando mal la relación", afirma la psicóloga Nelly Canción. Recién al tercer mes de relación se animó a contarlo todo. Y Orlando reaccionó muy bien. "¡No tenías por qué preocuparte! ¿Cuándo me llevas a conocerlo?", dijo él. Ahí empezó otro problema. ¿Debía o no conocer al pequeño?

Es un tema que debe evaluarse con calma. ¿Es una relación sólida? ¿Podrán soportar las presiones de un compromiso mayor? Ojo, nadie sabe qué pasará en el futuro pero hacerse estas preguntas ayuda a aclarar el panorama.

La transparencia fue positiva en el caso de Orlando y Andrea. Él pudo conocer al niño y todo salió bien. "Pensé que mi hijo podría ser un obstáculo, pero no fue así. Ocultar la verdad sí era el obstáculo", dice Andrea.

TENGA EN CUENTA

- ¿Cuántas horas de atención demanda el hijo? ¿Cuántas horas quedan para el novio (a)? ¿Cómo lograr que nadie se sienta desplazado? No hay que olvidar el factor tiempo.