Mariana de Althaus: Nuevos escenarios
Mariana de Althaus: Nuevos escenarios

Escritora

Malú cuenta cómo su padre le dio la espalda cuando ella le confesó que era lesbiana, Yefri relata una monstruosa agresión sexual mientras se viste de mujer, y el público que repleta la sala casi no puede creer lo que ve. Cuando termina la obra, la platea se pone de pie y aplaude eufórica. Los dramaturgos-directores Sebastián Rubio y Gabriel de la Cruz han creado la obra Desde afuera, tejiendo de manera eficaz y bella las historias de cinco personas de la comunidad LGBTIQ. Una obra arriesgada, hecha por jóvenes peruanos, que corresponde a lo que llamamos "teatro alternativo". Pero lo curioso es que esta obra no se presenta en una sala de teatro alternativo, sino en la lujosa sala del Centro Cultural de la Universidad del Pacífico. ¿Qué está pasando? Este teatro ha organizado el Festival Sótano 2- Teatro Emergente: cuatro obras de dramaturgia peruana poco "comercial" en un teatro sanisidrino.

Este festival responde a un momento en el que el teatro escrito por peruanos conquista espacios antes vedados. Las obras más comentadas en estos tiempos son de dramaturgos peruanos de la última generación. El año pasado sorprendieron cinco obras salidas del concurso de dramaturgia Sala de Parto: La cautiva de Luis León, Katrina Kunetsova y el clítoris gigante de Patricia Romero, Las crías tienen hambre de Jano Clavier, El análisis de Franco Iza y Sobre lobos, de Mariana Silva, quizá la mejor obra del 2014. Este año, Vanessa Vizcarra acaba de estrenar Una historia original, hermosa obra producida por el Teatro Británico; y también está en cartelera Newmarket, de Jorge Castro, un esperado reestreno. Estas, con las obras de Gonzalo Rodríguez Risco, Daniel Silva, Chiara Roggero, entre otros, llaman la atención de un público acostumbrado a ver obras extranjeras.

Mario Vargas Llosa dijo una vez: "Si, cuando era joven, hubiera habido en Lima una actividad teatral interesante, hubiera sido dramaturgo en vez de novelista". Siempre tuvimos grandes autores teatrales, pero su trabajo ha sido aislado. Ahora asistimos a otra época: el público crece y los teatros acogen obras de nuestros autores más jóvenes, una nueva generación que escribe gracias a estímulos importantes como Sala de Parto, el concurso del Británico, el Concurso Nacional de Dramaturgia, y ahora Sótano 2, que se unen al CCPUCP en su apuesta por la dramaturgia peruana. Una nueva generación de autores que escriben sin temor a no encontrar teatro. Si ahora hay un joven Vargas Llosa rondando por aquí, tendrá buenas razones para elegir ser dramaturgo.