Sigue actualizado en nuestra APP

Malgastando el agua

AGUA

Malgastando el agua. (USI)

Malgastando el agua. (USI)

Abraham Levy
Abraham Levy

Lo más resaltante en materia de agua en la desértica costa del Perú no son ni las monumentales obras de represamiento, ni tampoco lo son los grandes entramados de distribución de agua que constituyen los proyectos de irrigación. Lo más resaltante es nuestra falta de cultura que nos lleva al desperdicio del cada vez más escaso recurso.

El gasto inadecuado del agua no siempre tiene que ver con infraestructura deficiente que envía millones de metros cúbicos de agua a los desagües, a los ríos o simplemente se pierde en infiltraciones; también producimos cultivos que demandan inmensas cantidades de agua y que al momento de venderse producen millonarias pérdidas.

Es el caso de lo que sucede en Majes, donde muchos agricultores que utilizan una infraestructura costosa han sembrado a pérdida miles de hectáreas de ajo, zapallo, papa o cebolla.

Es la historia de siempre cuando salimos de un año rico en lluvias. Hay más área de siembra, más cultivos, para la misma población.

Solo la agroexportación o la agroindustria traen prosperidad al campo porque convierten agua en cultivos rentables.

Hacer política contra ese proceso de modernidad en el campo es tan hipócrita como negarle al Perú su condición minera.

Ir a portada