notitle
notitle

Uno. Está probado (sobre la base de confesiones y documentos) que la empresa Odebrecht sobornó a alguien para que le adjudicaran la carretera Interoceánica; sabemos, además, que la plata se transfirió a las cuentas del Sr. Maiman. Sabemos también que el Sr. Josef Maiman hizo compras de inmuebles en Perú a nombre de la Sra. Eva Fernenbug, suegra del ex presidente Alejandro Toledo. Este último dice que él no ha recibido ni un centavo de dichas coimas.

Pregunta: ¿por qué la Fiscalía no pide la captura del Sr. Maiman y de la Sra. Fernenbug? El primero, por recibir una coima probada; la segunda, por lavado de activos de una coima. Imagino que alguno de los dos podrá dar luces sobre quién se benefició al final de este culebrón.

Dos. Cuando la izquierda achaca al modelo de libre mercado las corruptelas de Lava Jato, ¿qué es lo que esperan o pretenden cambiar? Eso de "cambiar el modelo" pues como que suena muy extenso, ¿no creen? ¿Qué cambiamos? ¿Regresamos al control de precios? ¿A la farra monetaria? ¿Al Estado empresario? ¿Prohibimos las monedas extranjeras? ¿Controlamos el tipo de cambio? ¿Exactamente qué creen que serviría? Ojo, todas estas barrabasadas económicas ya se intentaron… y, pues, como que nos fue muy mal con ellas. De hecho, Venezuela está intentando muchas el día de hoy, así que podrían darse un viajecito por Caracas para ver qué tan buenas (o malas) son esas ideas.

Tres. La Sra. Verónika Mendoza se pasea por plazas y medios acusando al presidente de corrupto (en pocas palabras) y mencionando la vacancia como alternativa. Dos cosas: primero, es obvio que si estas propuestas salieran del fujimorismo ya estarían todos los medios, analistas y organismos saltando hasta el techo, tildando (con razón) de golpistas y un largo etcétera de adjetivos. ¿Qué pasa? ¿Cuando la izquierda pierde los papeles, ahí todo bien? Segundo, una derivada: ¿conoce la Sra. Mendoza de algún ilícito? Si sabe algo, dígalo con claridad y presente las pruebas; de lo contrario, controle sus instintos y respete los procesos democráticos.