CERRO CULEBRAS. Invasores están a la expectativa para ‘instalarse’ en enorme terreno. (Luis Gonzales)
CERRO CULEBRAS. Invasores están a la expectativa para ‘instalarse’ en enorme terreno. (Luis Gonzales)

Sofía Pichihua@zophiap en Twitter

Chancherías clandestinas, depósitos de material de reciclaje y viviendas precarias han ocupado parte de las 60 hectáreas que tienen tres centros arqueológicos de Ventanilla.

Pero esto no es lo más grave. Grupos de delincuentes se refugian en dichas ruinas para asaltar a todo el que pase por ese lugar. Incluso ha habido intentos de violación.

Por si fuera poco, existe la constante amenaza de invasión de cientos de personas. Así ocurrió en febrero, cuando varios grupos intentaron ocupar ilegalmente los predios, que guardan secretos históricos de más de 3 mil años.

SECRETOS HISTÓRICOSLos sitios arqueológicos Cerro Culebras, Huaca Rosada y Cerro Respiro se encuentran en la margen derecha del río Chillón, muy cerca de la playa. Son guaridas de delincuentes y vándalos, quienes han llegado a pintar los muros.

Uno de los casos más preocupantes se vive en lo alto del Cerro Respiro, en donde se han ubicado algunos residentes informales. Ellos indican que no se irán del lugar debido a que han invertido dinero en la instalación de sus casas de madera.

Otra cosa que suma al deterioro de nuestro patrimonio es que muchos vehículos emplean la zona como un atajo para salir de la avenida Gambetta. Además, los vecinos utilizan el predio como relleno sanitario y hasta han construido una cancha de fulbito en Cerro Culebras.

Sobre el tema, Carlos Castro, subgerente de Promoción del Desarrollo Productivo de la Alcaldía de Ventanilla, informó a Perú21 que se han colocado hitos en este último punto, donde se hará un muro a partir de enero del 2014, obra que costará 600 mil soles.

Manifestó, además, que la comuna no puede intervenir sin la autorización del Ministerio de Cultura. "Primero se debe terminar el proceso de saneamiento físico legal. Eso sería en marzo del 2014, aproximadamente", sostuvo.

TRABAJO EN CONJUNTODe otro lado, el funcionario afirmó que se hace necesaria la intervención del Gobierno Regional del Callao para iniciar excavaciones y develar los secretos que se encuentran bajo el inmenso arenal.

"La semana pasada vinieron varios huaqueros que dejaron al descubierto los restos, de cientos de años de antigüedad, que corresponden a un menor de edad", refirió Castro.

Para evitar más daños se ha iniciado una campaña de sensibilización en el asentamiento humano Mariano Ignacio Prado, que se ubica a escasos metros de la huaca del Cerro Culebras.